La UPO irá a la huelga diez días y la Hispalense decidirá hoy

La Razón
La RazónLa Razón

SEVILLA- El Consejo de Estudiantes de la Universidad Pablo de Olavide (Ceupo) presentó ayer al Rectorado, tras conseguir el voto favorable de «un 95 por ciento» de los alumnos, la convocatoria de un paro académico que durará desde el próximo martes 22 al jueves 31 de mayo.
De este modo, los alumnos quieren mostrar su rechazo a los «recortes» establecidos en materia universitaria en el Real Decreto de medidas urgentes para la racionalización del gasto público en educación aprobado el pasado mes de abril por el Gobierno central. Este paro académico de diez días, según informó a Europa Press el portavoz del Ceupo, Raúl Moreno, es apoyado además por la «gran mayoría» del profesorado de la Olavide, que está «facilitando» a los estudiantes que compatibilicen su derecho al paro con su derecho a la educación, ya que en la UPO el paro académico no implica la paralización de las clases, que se seguirán impartiendo con normalidad.
El Consejo de Alumnos de la Universidad de Sevilla (Cadus) decidirá hoy si también convoca el paro académico para los próximos días, ya que a lo largo de esta semana y la pasada los alumnos han realizado las asambleas para decidir qué hacer.
Por otro lado, la constructora Ingeconser, concesionaria de las obras de la Facultad de Enfermería, aseguró ayer que la Hispalense le debe 4,5 millones de euros lo que le obliga a suspender los trabajos contratados.

 

Doce días para decidir qué hacer con los restos de la biblioteca del Prado
La Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha suspendido durante 15 días hábiles la ejecución de la sentencia que obliga a la US a restituir la realidad anterior al inicio de las obras de su biblioteca central en El Prado de San Sebastián. Se trata de una prórroga para que la Universidad y los vecinos lleguen a un acuerdo hasta del día 29.