Para armar el Belén muñecas

Las Nancys Rubias, con Mario Vaquerizo al frente, presentan disco: «No hay contradicción entre Rafaela Carrá y Los Ramones», afirma.

Para armar el Belén, muñecas
Para armar el Belén, muñecas

MADRID- «Preferimos tener un grupo y pasar el rato en el local que aburrirnos en cualquier discoteca» dice Mario Vaquerizo, estrella mediática tan inesperada como fuera de control, «showman» sin guión, cincuenta kilos capaces de consumir su peso en cerveza. El «hit» televisivo del año fue un «National Vaquerizo», con todo el esplendor de su naturaleza en el reality de la MTV, y, aunque corre el riesgo de hacerse cansino en los medios, publica con su banda, las Nancys Rubias, su cuarto disco de estudio «Ahora o nunca» .
Vaquerizo aprovecha para deshacer una confusión: «nuestra música no tiene mensaje porque no nos gusta que nos aleccionen. Proponemos pasarlo bien, pero eso no quiere decir que no nos lo tomemos en serio. Las letras son de Nacho Canut, y cada vez más las nancys vamos encontrando nuestro sonido». Vaquerizo, al que a veces se le escapa y se refiere a sí mismo en tercera persona, no ve «ninguna contradicción en que te guste al mismo tiempo Rafaela Carrá y los Ramones. No hay que ser dogmático ni sectario; oigo a Rocío Jurado, Marilyn Manson y Rammstein. Soy ecléctico y eso me salva la vida». En cuanto a su música, aunque caben estilos desde el soul o el disco hasta el gótico, «cada vez nos sentimos mejor cuanto más cerca del rock, pero las nancys somos tolerantes».
Presentan el disco en un «show» íntimo que tendrá continuación en la gira de 2012, con todas las muñecas montadas en una furgoneta. «Nunca vamos en avión, aunque a veces discutimos porque una quiere parar. Dormimos en hotelazos y comemos muy bien, así que casi nunca ganamos dinero. Y es verdad, paramos mucho en gasolineras porque las nancys bebemos mucha cerveza», admite. En El Sol armarán el Belén dando rienda suelta a «la rockstar que llevan dentro».


PARA NO PERDERSE
Dónde: El Sol. Calle de los Jardines, 5. Madrid.
Cuándo: mañana, 21:00 horas .
Cuánto: entrada con invitación.