Herrera califica la reforma laboral del Gobierno de «raquítica y parcial»

Los empresarios, por su parte, tampoco están satisfechos con la medida y esperan cambios en su tramitación parlamentaria.

El presidente Juan Vicente Herrera, Miguel Alejo y Celestino Corbacho entregan la Medalla de Oro al Mérito de Trabajo a José Antolín Toledano
El presidente Juan Vicente Herrera, Miguel Alejo y Celestino Corbacho entregan la Medalla de Oro al Mérito de Trabajo a José Antolín Toledano

Burgos- «Raquítica, parcial, precipitada, improvisada, insuficiente». Estos son algunos de las calificativos que la sociedad castellano y leonesa ha otorgado a la reforma laboral que ha impuesto el Gobierno que preside José Luis Rodríguez Zapatero.El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, señaló que la propuesta estatal llega «con retraso» y «no da respuesta a todas las necesidades», ya que se trata de una iniciativa muy general en la que no se diferencia el tamaño de las empresas o el tipo de contrato que tiene cada trabajador.El jefe del Ejecutivo autonómico, que participó en Burgos en la entrega de la Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo al empresario José Antolín Toledano, lamentó que la Administración socialista «no haya sido capaz de llegar a un acuerdo» con los agentes sociales y económicos para crear una nueva reforma laboral.Asimismo, criticó que la propuesta del Gobierno central no haya tenido en cuenta «la dualidad del sistema» en el que hay una parte de trabajadores fijos con determinados derechos y otra parte «muy sustancial y mayor que la media europea» de inestabilidad y de temporalidad.Juan Vicente Herrera añadió que «las necesidades de cada empresa deben superponerse a marcos más generalistas de negociación colectiva».En la misma línea, el vicepresidente económico, Tomás Villanueva, indicó que «mi primera valoración es que se pierde, salvo que lo puedan resolver en el debate parlamentario, la oportunidad de hacer una buena reforma del mercado laboral que facilite la incorporación de las personas a la actividad».En este sentido, aseguró que la medida «carece de bastantes aspectos que hubieran sido necesarios para modernizar el mercado laboral», algo que dejará a España «en desventaja competitiva respecto a la regulación laboral actual de muchos paíes de la Europa de la Unión».Tomás Villaneva declaró que «tienen que tener pensada otra opción, porque yo creo que si no a Europa esto le va a parecer francamente mal. La opción es que en un acto de estrategia parlamentaria tengan pensado dar oportunidades a otros grupos políticos para recibir el apoyo y configurar una buena reforma».El vicepresidente económico dijo que «lo que hemos conocido, primero contradice lo que José Luis Rodríguez Zapatero siempre ha manifestado, que el problema no era el despido y que el Gobierno de España no iba a contribuir a abaratarlo».

Medida «insuficiente»Por último, el presidente de la Confederación de Organizaciones Empresariales de Castilla y León (Cecale), Jesús Terciado, explicó que la propuesta de la Administración central es «insuficiente» y expresó su deseo de que sufra cambios y precisiones durante su tramitación parlamentaria.Además, consideró «necesario» que se establezca claramente la «causalidad» en la extinción de contratos por causas económicas objetivas. Aunque, Terciado reconoció que es el juez el que tiene que determinar si un despido está justificado por causas financieras, a su juicio «debe poder determinarlo a partir de criterios objetivos» y no de forma subjetiva.

La familia antolín, «un ejemplo» para poder salir de la crisisEl presidente de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, puso a la familia Antolín como «ejemplo» del empresariado que permitirá a España salir de la crisis económica. Así lo señaló, tras participar en la entrega en Burgos, a José Antolín Toledano de la Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo. El jefe del Ejecutivo autonómico expresó su reconocimiento al «valor y esfuerzo» de la familia Antolín en la puesta en marcha de un grupo industrial de dimensiones internacionales «surgiendo de la nada y viviendo momentos de gravedad y dificultades». Asimismo, reiteró que empresario constituye «una referencia de que de esta crisis debemos salir fortalecidos y vamos a salir entre todos». El Grupo Antolín Irausa nació en Burgos, donde los hermanos José y Avelino Antolín patentaron una rótula para camiones que ha dado lugar a una multinacional que está presente en 22 países y da trabajo a más de 10.000 personas. Su vinculación al sector de la automoción y a Castilla y León fue resaltada por Juan Vicente Herrera, especialmente por el hecho de que «va a participar en algunos de los primeros proyectos de fabricación y desarrollo del coche eléctrico». También, destacó el compromiso de la Junta con un sector «con futuro» en nuestra Comunidad.