La muerte de Spiderman

Spiderman ha muerto. La editorial Marvel ha decidido matar a Peter Parker -en su versión Ultimate, no en la historia tradicional- durante la última batalla contra su archienemigo El Duende Verde.

"No pude salvar al tío Ben, no importó lo que hiciera. Pero te salvé a ti. Lo hice". Estas son las últimas palabras de Peter Parker dirigidas a su tía May antes de morir en brazos de su amada Mary Jane. Fue el Duende Verde, uno de los villanos tradicionales de la saga, quien tras una épica batalla terminó por eliminar a Spiderman en el número 160 de la serie.

Y no esperen resurecciones u otro tipo de milagros. Este Peter Parker -insistimos: el de Ultimate Spiderman, no confundir con el tradicional The Amazing Spiderman- está muerto y bien muerto. "Es el punto y final. Todo esto tiene un sentido y no funcionará si no nos mantenemos firmes", afirma en declaraciones a The New York Post Brian Bendis, el guionista de la franquicia.

El universo Ultimate

Y es que el Spiderman que acaba de morir en brazos de su querida tía no es el de siempre, el tradicional. Se trata de Ultimate Spider-Man, un personaje perteneciente a la línea editorial Ultimate Marvel. Un sello que se creó en el año 2000 con la publicación de Ultimate Spider-Man y Ultimate X-Men. A este universo paralelo se unieron otras series como The Ultimates, del celebre Mark Millar, Ultimate Iron Man y Ultimate X-Men.

Para los menos versados en el complejo mundo del comic, podríamos definir vagamente Ultimate, como un universo paralelo de Marvel en el que sus personajes parten de cero, sin antecedentes que encorseten las historias. Una reinvención de los superhéroes que actualiza sus historias, creadas en muchos casos hace ya medio silgo. Por ejemplo, en el caso de Spiderman no le muerde una araña radioactiva sino modificada genéticamente y no es fotógrafo de un periódico, sino auxiliar informático.

Un movimiento con el que la editorial pretendía atraer a un público más joven, que se enganchara a los comics sin necesidad de remontarse cuatro décadas atrás en el tiempo. De hecho, muchos personajes comenzaron su andadura en el Universo Ultimate siendo tan solo adolescentes. Pero esta línea ha derivado en historias más violentas, oscuras y de reconocida calidad que en algunos casos han superado -en éxito de público y crítica- a las de la línea "oficial"de Marvel.

No inmortales
Ahora, la editorial da un volantazo a una de sus series más emblemáticas con la muerte del protagonista. Un movimiento que ya nos resulta bastante conocido. Y es que, cuando se trata de mantener enganchado al público los superhéroes no son ni mucho menos inmortales.

Ya murieron Superman -lo hizo en 1992- y El Capitán América hace pocos años (en 2007) -desatando la Civil War entre los personajes de Marvel-. Otros ilustres muertos en el mundo del comic fueron personajes como Robin, el compañero de Batman, Flash, Linterna Verde
o Jean Grey, la telépata de los X-Men. El último en pasar a mejor vida fue Johnny Storm la Antorcha Humana, al que Marvel mató a principios de año. Los 4 Fantásticos pasaron a ser 3... y siguieron sus aventuras.

También en este caso, la muerte "verdaderamente heróica"de Peter Parker no supondrá el final de Spiderman en el universo Ultimate. El editor jefe de Marvel, Axel Alonso, ya ha anunciado que este ha sido "el primer paso para que un nuevo personaje reivindique su alter ego arácnido este otoño". "Vamos a tener un nuevo Spiderman en un nuevo traje", anunció.