«Sin el apoyo familiar la criminalidad por necesidades económicas aumentaría»

Cree que cuando la ayuda oficial se acaba queda el apoyo de los seres queridos 

Shoshanna Grossbard
Shoshanna Grossbard

La profesora Grossbard es catedrática de Economía en la Universidad de California. Vino a Madrid a impartir la conferencia «Derecho y Economía de las Familias», organizada por Family Watch. Se doctoró en la Universidad de Chicago, donde estudió la «New Home Economics» con sus fundadores, Gary Becker y Jacob Miller. Desarrolló como alumna el primer modelo no unitario de decisiones en la familia.–¿Cuál es el papel de la familia en tiempos de crisis? –La institución familiar cobra más importancia, si cabe, en periodos de recesión que en tiempos de bonanza económica. La ayuda del Estado se acaba, pero la de la familia es incondicional. Siempre será un sitio donde uno puede obtener apoyo económico y psicológico.–¿Qué sería de los parados sin el «colchón familiar»?–Las consecuencias de la crisis serían peores. La gente se quedaría en la calle, no tendría a dónde ir. Incluso, podemos decir que aumentaría el número de criminales, pues quien delinque lo hace, en muchos casos, por desesperación y falta de opciones. –¿Se reducirá la tasa de natalidad por la coyuntura de recesión?–La recesión influye mucho en las decisiones de las parejas: cuándo casarse, cuándo tener su primer hijo, cuántos... La crisis de los años 30 en los Estados Unidos provocó una caída de los nacimientos. Es necesario que las economías desarrolladas abran sus puertas a la inmigración, para aumentar la tasa de natalidad y garantizar el sistema de pensiones vigente.–¿Tendrá impacto la crisis en las generaciones futuras?–La situación económica afectará a los jóvenes que ahora tienen entre 20 y 30 años. Son los que se están incorporando al mercado laboral y los que tienen que tomar decisiones clave. El crecimiento económico en España en los últimos años ha sido muy fuerte y, para la generación que salió adelante entonces, todo fue más fácil. La época de recesión va a enseñar a los más jóvenes la importancia de ahorrar y de no malgastar los recursos económicos, algo que también tiene que aprender el Estado del dinero público.–¿Qué papel habría de tener la mujer en la economía familiar?–Cuando una pareja tiene un hijo, normalmente, es la madre la que sacrifica su trabajo y sus ingresos. Y lo hace por ejercer una tarea igual de importante para la madre que para el padre, como es cuidar de un bebé. Entonces, lo justo es que parte de los ingresos de él sean controlados por ella. Las mujeres encuentran la satisfacción en trabajar y ser independientes. Si ambos miembros de la pareja están satisfechos, la familia es más fuerte.