La indumentaria fallera mira al futuro pero homenajea a su pasado

VALENCIA- Muchos son los debates en torno a la indumentaria regional valenciana. Y muchos son también los que instan a volver a la auténtica naturaleza del traje de fallera.
Por esta razón, el Museo de la Ciudad inauguró ayer la muestra «El traje de valenciana. Evolución», una exposición que repasa los avances del traje más representativo de la mujer valenciana y arroja luz a la evolución de unas prendas que han abandonado suutilidad inicial para dar paso a cada vez más ricos y pomposos atuendos.
La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, -clara defensora de rebajar el vuelo de las faldas- y la concejala de Acción Cultural, Mayrén Beneyto, quisieron visitar ayer una exhibición que se podrá visitar en el Museo de la Ciudad hasta el próximo mes de abril.
Se trata de un recorrido por la historia de las vestimentas y aderezos valencianos, desde los primeros atuendos hasta hoy. Además, recoge fotografías, pinturas, «llibrets», carteles y exhibe numerosas faldas, manteletas, enaguas, agujas y peinetas tal como eran hace décadas y como son en la actualidad.
La exposición ha sido posible gracias a la colaboración de la estudiosa en la materia, Victoria Liceras, quien actúa de comisaria y el Ayuntamiento ha adquirido innumerables piezas que, salvo lo prestado por Lo Rat Penat y el museo Benlliure, quedarán como patrimonio de los valencianos.