Actualidad

Los parados extremeños que asistan a cursos cobrarán el salario mínimo

Los parados extremeños que participen en cursos de formación percibirán un total de 642,79 euros en concepto de salario mínimo interprofesional durante 12 meses y además participarán en prácticas no laborales en las empresas. Así lo contempla la Junta de Extremadura en un paquete de medidas que en materia de formación y fomento del empleo ha presentado hoy en Mérida la consejera de Igualdad y Empleo, Pilar Lucio.

En total serán 73,5 millones de euros los que invertirá el Ejecutivo regional, durante 2011, en este programa del que se beneficiarán más de 40.000 personas desempleadas. De esta forma, se pretende, según ha explicado la consejera "desarrollar diversos programas mixtos de formación y empleo para los desempleados, facilitar subvenciones para la realización de acciones formativas para mejorar la cualificación profesional y poner en práctica programas de orientación profesional que se ajusten a las particularidades de cada persona con el fin de contribuir a su inserción laboral".

De la inversión total se destinarán 23 millones de euros en ayudas a los parados que se den de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos. Así, se concederán subvenciones de 7.500 euros a mujeres desempleadas, personas con discapacidad, menores de 30 años y personas desempleadas que hayan agotado sus prestaciones por desempleo. Para el resto de los trabajadores desempleados que quieran constituirse como autónomos, la cuantía será de 5.500 euros.

Además, dentro de las ayudas a la contratación, se dotará al autónomo de una subvención de 1.000 euros adicionales para la contratación del primer asalariado con carácter indefinido.

En el caso de que la empresa fracase, al titular no se le solicitará la devolución de la subvención si inicia una segunda actividad con visos de éxito ya que, explica Lucio, "aceptamos el fracaso del emprendedor porque es la mejor manera de aprender a gestionar en el negocio".

En materia de formación, las escuelas taller, casas de oficio y talleres de empleo contarán este año con un presupuesto de 27,8 millones de euros y podrán ser solicitadas por las entidades locales, que deberán dar prioridad a los sectores productivos que operan en cada zona y a la generación de oportunidades de empleo.

Por último, la consejera, Pilar Lucio, ha explicado que, tanto en las acciones formativas como en la concesión de las ayudas a los autónomos, se primará los sectores considerados estratégicos en el Pacto Social y Político de Reformas para Extremadura, como el energético, el turismo rural, los servicios de proximidad o las tecnologías.

Publicidad