La UE estudia un embargo de armas

La Razón
La RazónLa Razón

La Unión Europea está barajando diferentes medidas de presión hacia Egipto para obligar al país a volver a la senda democrática. Entre las opciones que están sobre la mesa figura el embargo de armas o la congelación de los diferentes tipos de ayuda que recibe el país, unos 500 millones de euros en los dos últimos años. Así lo ha confirmado el enviado especial de la UE para el Mediterráneo, Bernardino León, tras la reunión celebrada ayer por los embajadores de los Veintiocho, un encuentro previo al que mantendrán mañana los titulares de Asuntos Exteriores para fijar una posición común después de que Alemania y Francia pidieran una revisión «urgente» de las relaciones con el país norteafricano. Los líderes europeos han ido endureciendo el tono de sus mensajes tras la escalada de violencia desatada en el país y responsabilizando con mayor contundencia al Gobierno interino y a las fuerzas de seguridad, a pesar de que no han calificado como «golpe de Estado» el derrocamiento de Mohamed Mursi. León ha puntualizado que el Gobierno provisional no es «el único responsable» ya que la violencia «viene de ambas partes».