Un millar de soldados africanos ya están en Mali

Cerca de 1.000 soldados de Níger, Nigeria, Togo y Benin han llegado a Mali dentro de la misión de la Afirma, donde se han unido a la operación franco-maliense

Unos mil soldados de las tropas africanas de la misión de apoyo a Mali (AFISMA) están ya desplegados en ese país, donde se han unido a la operación franco-maliense destinada a recuperar las provincias septentrionales, en manos de rebeldes salafistas, informó ayer el Ejercito de Francia.

Una portavoz del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas indicó a Efe que cerca de 1.000 soldados de Níger, Nigeria, Togo y Benin han llegado al país, y aseguró que el despliegue en Mali de la AFISMA se está llevando a cabo "rápidamente".

La representante del Ejército prefirió no especular sobre el número total de militares que integrarán la misión, pero fuentes del Ejército de Mali indicaron esta semana que la cifra se podría elevar hasta los 3.300.

El contingente que ya ha llegado al terreno, según la portavoz, no se encuentra solamente en la capital, Bamako, sino "un poco por todas partes, allá donde están actuando las tropas francesas y las malienses".

La intervención francesa para ayudar al Gobierno de Mali en su lucha contra los grupos salafistas que desde mediados de año controlan el norte de ese país comenzó hace once días, y de momento, según la fuente, cuenta ya con 2.300 militares desplegados en el terreno.

Hora de ruta

Paralelamente, el ministro francés de Exteriores, Laurent Fabius, ha dicho que espera antes del fin de semana que el Gobierno de Mali presente una "hoja de ruta"para dar respuesta, en el terreno político, a la crisis que vive el país. "Tiene que haber una hoja de ruta", subrayó Fabius, en un encuentro con la prensa, en el que indicó que había hablado con el primer ministro de Mali, Diango Sissoko, y que le había indicado que podía presentar su plan antes del fin de semana.

Según el jefe de la diplomacia francesa, se trata de precisar, entre otras cosas, con quién se va mantener discusiones -en una probable alusión a los Tuareg- o sobre plazos para la celebración de elecciones.

En cuanto a la intervención militar francesa, Fabius señaló que "nuestro objetivo es desplazar a los terroristas y ser sustituidos por las fuerzas africanas".

Insistió en que "Francia tuvo que intervenir muy rápidamente"porque "estaban amenazados todos los (países) vecinos"de Mali, y que por tanto "era para defender el conjunto de África y también Europa".

"No tenemos intención de quedarnos de forma duradera, pero sólo Francia podía hacer frente rápidamente"al avance de las fuerzas integristas que ocupan el norte del país, y que amenazaban con conquistar Bamako y hacerse con el control de todo Mali, señaló.

El ministro francés hizo hincapié en la importancia de que el Gobierno y el Ejército de Mali "respete los derechos civiles y militares", en referencia a algunas denuncias de torturas, ejecuciones y malos tratos por parte de las fuerzas del orden del país africano.

Fabius recordó que la semana próxima se celebrará en la capital de Etiopía una conferencia de donantes, en respuesta a la crisis de Mali.

Primeras imágenes de los combates

Por otro lado, se han hecho públicas las primeras imágenes de los ataques llevados a cabo por el Ejército francés sobre el territorio dominado por los rebeldes islamistas en el norte de Mali. Un vídeo cedido por la ECPAD, la agencia militar de comunicación francesa, donde muestra los bombardeos en Mali desde que el país galo comenzara sus operaciones hace dos semanas. Un misil cae sobre un vehículo Bm-21, que según afirma la Armada francesa, pertenecía al Ejército maliense y fue robado por los rebeldes. La autoridades militares francesas aseguran que las imágenes fueron grabadas en enero, pero no han dado una fecha exacta.