Libros

Cómo quemar calorías durante todo el día sin esfuerzo: activa tus músculos dormidos

Conoce el método Sakuma y todos sus beneficios.

¿Y si te dijéramos que reducir la grasa localizada es posible con solo cuatro minutos de ejercicio al día? ¿Te lo creerías si te contásemos que son más de 30.000 las personas que ya han probado a hacerlo y no solo afirman que funciona, sino que los resultados se mantienen a lo largo del tiempo? Y todo, ¿gracias a qué? A nuestros trucos infalibles para adelgazar y al innovador método del entrenador japonés Kenichi Sakuma, a quien ya no se le considera un gurú para top models y famosos, sino que, además, se ha convertido en un coach del fitness internacional.

Tras el arrollador éxito de El método Sakuma, el innovador programa de ejercicios que ha vendido más de tres millones de ejemplares en su país natal y que también se ha convertido en un best seller en nuestro país, con cinco ediciones publicadas en menos de un año, Kitsune Books ha presentado este mes de enero la segunda publicación del famoso entrenador Kenichi Sakuma: El método Sakuma Full Body.

Esta vez, Sakuma nos ayuda a trabajar esas zonas que más necesitan de nuestra atención: las zonas rebeldes. Kenichi Sakuma, que estudió Educación Física en la Asociación Nacional de Fuerza y Acondicionamiento (NSCA) de Colorado y es propietario de los gimnasios CharmBody, en Japón, Los Ángeles, Singapur y Shanghái, nos cuenta en este nuevo libro el secreto para adelgazar y tonificar las partes que no nos gustan de nuestro cuerpo dedicándole solo cuatro minutos al día. El autor reconoce que leyendo el primer libro antes de empezar este conseguiremos mejores resultados si bien asegura que no es algo estrictamente necesario. En el primer libro, El método Sakuma, el entrenador japonés nos mostraba cómo obtener una figura estilizada con solo cinco minutos al día de ejercicio. Ahora, presenta ejercicios pensados para que cualquier persona que busque adelgazar y fortalecer algunas partes concretas, con independencia de su edad y forma física.

Los ejercicios de Sukuma

Según Sukuma es posible adelgazar y tonificar zonas rebeldes (cintura, abdomen, muslos, gemelos, brazos, glúteos, espalda y torso) con solo hacer unos ejercicios durante cuatro minutos todos los días. “La clave está en fortalecer los músculos y equilibrarlos de forma que nuestro metabolismo se mantenga activo en todo momento, lo que se traduce en una quema de grasa constante a lo largo del día que tiene lugar sin que nos demos cuenta”, relata el autor. Son varios los pilares que sustentan el método de Sukuma:

  • Corregir la postura: si queremos aumentar nuestra masa muscular tendremos que empezar por el principio. Si no corregimos la postura corporal antes de iniciarnos en el deporte, tardaremos mucho más en ver los resultados de nuestro ejercicio. Los puntos clave que hay que vigilar son los omoplatos, la pelvis y el coxis. A su alrededor también hay músculos y estos intervienen en muchos de los movimientos que hacemos en la vida diaria. Si les damos flexibilidad todo el cuerpo se mueve en armonía sin ritmo de lesiones.
  • Despertar los músculos dormidos: generalmente pensamos que con la edad se reducen los músculos pero en realidad no lo hacen tanto como creemos. Lo que ocurre es que muchos músculos se quedan inactivos. Con el paso del tiempo, solo usamos el 20% de los músculos de nuestro cuerpo. Con este método usamos el 100% los músculos y, de esta manera, aumenta la la energía que consume el metabolismo basal, por lo que, haciendo una vida normal, es mas fácil adelgazar. Normalmente, con estos ejercicios, logramos reducir, con independencia de la edad y el sexo, nuestro peso en un índice saludable, esto es, perdemos entre el 3% y 5% de grasa en un mes para evitar efecto rebote.

Este método no se parece en nada al yoga o al Pilates, aunque al echar un vistazo al libro de primeras nos pueda dar esa sensación. “Puede haber posturas parecidas porque en Pilates lo que se consigue es fortalecer el core y con el yoga aumentar el rango de movimiento de músculos y articulaciones. Pero con este método lo que hacemos es activar los músculos que están dormidos”, comenta Sakuma. Y, preguntado por las dos cuestiones que más preocupan a las mujeres a la hora de hacer ejercicio (la hinchazón y generar muscular de más), el entrenador nos dice lo siguiente:

  • Si nos sentimos hinchadas y no vemos avances en nuestra pérdida de peso quizá se deba a nuestra fase hormonal. En la fase folicular (antes de la liberación del óvulo), la energía que se gasta es mayor haciendo el mismo ejercicio. En la fase lútea (después de la liberación del óvulo), la energía que se gasta es menor pero es mas fácil obtener músculo. Como nos cuenta el experto, da la sensación de que no pierdes peso haciendo el mismo ejercicio pero es necesario porque así se compensa.
  • Si nos da miedo generar masa muscular de más conviene que sepamos que, las mujeres, por cuestión hormonal, solo ganan un 4% de masa muscular con respecto a los hombres y que ganar un kilo de masa muscular equivale a un año de trabajo. Además para lograrlo debemos llevar a cabo una alimentación orientada a tal fin, con lo que es bastante complicado.

No hay detalle que se le escape a Sukuma así que si aún no tienes su libro, hazte con él y prueba su método. Estamos convencidas de que te va a sorprender. Lo más importante es que tengas en cuenta que a la larga el objetivo tiene que ser la salud y no la pérdida de peso.