17 de noviembre, día del pan casero: la receta infalible incluso para los que no saben cocinar

Hoy, 17 de noviembre, es el Día Mundial del Pan Casero. ¿Qué mejor manera celebrar que existe este manjar, lanzándonos a nuestras cocinas y haciendo nuestro propio pan? ¡Manos a la... MASA!

En la imagen, una hogaza cortada de pan casero.UnsplashUnsplash

Este martes va a pasar más rápido que un día con buen pan. Vamos a darle la vuelta al refrán y vamos a lanzarnos a la cocina. Sí, tú también. Incluso si los fogones no son lo tuyo. La receta que te vamos a dar en este artículo es infalible. Además, antes de decirte qué ingredientes necesitas y cuáles son los pasos que tienes que seguir, te vamos a dejar algunos consejos que nos han dado los expertos de Leon The Baker, el obrador “SIN” y ECO preferido de los amantes del pan, de venta online y offline, para preparar un pan esponjoso, sabroso y muy saludable. ¡Toma nota!

En la imagen, una hogaza de pan casero.UnsplashUnsplash

Consejos de experto para hacer pan casero:

  1. Tiempo. Lo primero que tienes que saber es que para hacer pan casero y artesano no hay que tener prisa. El pan necesita tiempo para fermentar y desarrollar sus sabores. Es como el buen vino: cuanto más tiempo repose, mejor sabrá y sentará. Con un buen proceso de fermentación, nuestros panes tendrán más volumen y serán tan esponjosos como esos panes de pueblo que duraban varios días.
  2. Los ingredientes. El agua debe estar fría, a la temperatura que sale del grifo, si se utiliza agua caliente, se estará forzando la fermentación para hacerla más corta.
  3. Usa una báscula. Hasta que tengas controlado el arte de la panadería, se recomienda pesar siempre los ingredientes.
  4. La mezcla. En la elaboración de pan sin gluten, recomendamos mezclar primero los ingredientes secos (harina, sal, levadura) y añadir luego los húmedos (agua, aceite, leche, cerveza...)
  5. Tipo de levadura. Para elaborar un pan artesano, se puede utilizar levadura de panadero o levadura natural, es decir, masa madre. Nunca se debe mezclar la levadura de panadero con la sal, ya que perderá sus propiedades.
  6. Originalidad. Puedes añadir a la masa de pan condimentos al gusto. Por ejemplo, orégano, tomillo, semillas, nueces, pasas, aceitunas, etc…
  7. Tiempo de reposo. Una vez amasado el pan déjalo reposar al menos 10-12 horas antes de darle forma, tapado con un paño o papel transparente. Un consejo es dejar la masa en la nevera durante toda una noche, así no crecerá en exceso ni se sobre-fermentará.
  8. Truco de experto. Crear vapor en el horno para hornearlo, el pan subirá un poco más y saldrá más esponjoso al retardar la formación de la corteza. Lo puedes hacer metiendo un envase de vidrio apto para horno con agua hasta la mitad junto a la masa mientras se hornea.
  9. Una vez cocido. Es difícil resistirse, pero, déjalo reposar para que los sabores se asienten al menos 30 minutos.
  10. Intenta ajustarte a los ingredientes y trata de que las cantidades coincidan con la receta original. El resultado puede variar de un día a otro. Si guardas el pan en un trapo de tela, se conservará tierno durante más tiempo.
En la imagen, una mujer comprueba la textura de su pan casero.UnsplashUnsplash

Ahora sí que sí. Es momento de anotar cuáles son los ingredientes que necesitas. Te recomendamos que en la medida de lo posible los compres en el herbolario si bien hay tiendas como es precisamente Leon The Baker que te pueden vender la harina perfecta para hacer el mejor pan. ¡Toma nota! La receta que te vamos a mostrar nos la da Fernando Bosque, fundador y director de Boske Bakery.

En la imagen, dos hogazas de pan casero.UnsplashUnsplash

Ingredientes:

  1. 700 gramos de harina de fuerza
  2. 440 gramos de agua
  3. 10 gramos de levadura fresca
  4. 13 gramos de sal
  5. Condimentos al gusto: puedes poner aceitunas, pasas, pipas, frutos secos...
En la imagen, la masa perfecta para tu pan casero.UnsplashUnsplash

¡Manos a la MASA!:

Para empezar mezcla por un lado todos los ingredientes secos. Agrega después el agua y amasa bien. Dale forma a tu hogaza y ponla en un bol. Cúbrelo con un paño húmedo y deja que repose durante dos horas para que pueda fermentar. Saca la masa del bol, enharínalo y pon de nuevo la masa en el recipiente. Deja reposar la masa 30 minutos. Calienta el horno con una cazuela de barro. Cuando esté a 225 grados mete la masa en la cazuela de barro, dale un corte en cruz y echa agua con un spray en el horno y encima del pan. Hornea durante 50 minutos y ¡listo! ¡A disfrutar!

Con esta receta y los consejos de experto que te hemos dado no cabe duda de que te saldrá un pan de auténtico profesional. ¡Disfruta del día del pan casero! ¿Con qué lo vas a disfrutar?