• 1

Felipe VI: posado en Zarzuela

El primer retrato oficial de Felipe VI, pintado al óleo y con el uniforme del Ejército de Tierra, le ha sido encargado al pintor malagueño Antonio Montiel, que desvela a LA RAZÓN los detalles de la sesión de hora y media.

  • Don Felipe VI, junto al pintor Antonio Montiel, ambos están flanqueados por los ayudantes del malagueño
    Don Felipe VI, junto al pintor Antonio Montiel, ambos están flanqueados por los ayudantes del malagueño

Tiempo de lectura 5 min.

06 de marzo de 2017. 04:15h

Comentada
Carmen Duerto.  4/3/2017

El Rey acaba de posar para el pintor malagueño Antonio Montiel. Es el primer retrato oficial de Felipe VI pintado al óleo y con uniforme de capitán general del ejército de tierra, desde que llegó a la Jefatura del Estado, que veremos expuesto en el madrileño Palacio de Buenavista el próximo mes de octubre.

Durante 38 años el retrato del Rey Juan Carlos ha presidido los salones oficiales, despachos y aulas educativas de toda España. Miles de retratos y de cuadros con su figura repartidos por toda España que, en junio de 2014, con su abdicación, han ido sustituyéndose por los de su sucesor. Como a todos les pilló por sorpresa el relevo en la Jefatura del Estado, la sustitución de retratos tuvo que hacerse con fotocopias de las fotografías oficiales del Rey que tiene colgadas Patrimonio Nacional en su web. Eran fotos que le había realizado a don Felipe el fotógrafo catalán Daniel Virgili en 2010, siendo Príncipe de Asturias.

En diciembre de 2014, seis meses después de la abdicación, se actualizaron las fotos oficiales con Don Felipe vestido de paisano y, también, ya con los tres uniformes de capitán general de los Ejércitos de Tierra, Mar y Aire, acorde a su nuevo rango. Como solución de urgencia en un primer momento, en junio de 2014 en la web de Patrimonio Nacional se podían adquirir por 1,40 euros, con el IVA incluido, las seis láminas en papel reciclado y sin encuadernar con el retrato oficial de Felipe VI realizado por Daniel Virgili.

Han pasado tres años y es hora de ir pensando en hacer algo más artístico para ilustrar la figura del Rey. Desde luego, algo más de un euro con cuarenta céntimos tendrá que pagar el Ejército de Tierra por el encargo que le han hecho a Antonio Montiel para que retrate al óleo al Rey Felipe. «Aunque –precisa el artista– hemos llegado a un acuerdo y será algo menos de lo que es mi tarifa por un retrato». El motivo de haber escogido al pintor malagueño puede deberse a que forma parte del jurado de pintura que convoca anualmente el Ejército de Tierra.

El retrato del rey al óleo

«El encargo me lo hace el jefe del Estado Mayor del Ejército de Tierra y quieren un retrato del Rey al óleo para sustituir a la fotografía que ahora exhiben en el salón principal junto a un retrato de Don Juan Carlos y quieren que lo entregue el próximo mes de octubre», explica. A Montiel le han puesto fecha de entrega para curarse en salud y que no pasen 20 años, como ocurrió con el encargo que le hizo Patrimonio Nacional al pintor Antonio López para que pintase a la Familia Real. López tardó tanto en terminarlo que la Familia había cambiado totalmente cuando lo entregó. Se habían casado los tres hijos y surgido los problemas que dejaron fuera del núcleo de la Institución a las infantas Elena y Cristina y, lo más importante, don Felipe ya no era Príncipe de Asturias, sino Rey. A Antonio López, Patrimonio Nacional le encargó el retrato familiar en 1993, hubo varias sesiones de fotos con los protagonistas y se firmó el contrato por 50 millones de pesetas en 1997. El pintor entregó el cuadro a finales de 2014.

«El encargo exactamente consiste en pintar al Rey con unas medidas fijas,118 x 90 cm, al óleo. Quieren que sea lo más realista posible. Lo que sí pidió la Casa Real es que Don Felipe posara, para que fuera lo más real posible del natural y que no resultase una copia de fotografías. He estado en La Zarzuela haciendo una sesión de fotos con el Rey posando para mi cámara. Como es natural él no tiene tiempo para posar mientras que yo pinto un lienzo», detalla. Montiel hizo casi 300 fotografías para captar todos los detalles y el resultado se podrá ver a finales de este 2017. Será un retrato de pie y vestido con el traje de capitán general del Ejército de Tierra.

«Lo que sí me dijeron en la Casa Real, explica Antonio Montiel, es que el Rey no iba a cambiarse de ropa y que el traje militar tenía que ser plasmado por medio del fotógrafo. Llamé al Ejército y les expliqué que no me gustaba falsear el cuerpo del Rey con otra persona que me posara. Al final, la Casa Real aceptó que el Rey posara con el uniforme de capitán general e hicimos la sesión de fotos y, si es necesario, tengo la opción de volver a reunirme con él». Así le veremos en el palacio de Buenavista, de pie con el traje caqui del Ejército de Tierra y sin fajín rojo, por expreso deseo del Monarca.

Según su pintor de cámara, «se notaba que Su Majestad está acostumbrado a posar. Lo hace estupendamente, no le costaba e incluso, él me animaba para que le hiciese fotos de diferentes poses, sentado o apoyado en una silla. Tiene una tendencia a morderse ligeramente el labio y a ponerse muy serio, le tuve que llamar la atención varias veces para que se relajase: «Majestad, por favor, suavice la mirada», y él me iba haciendo caso a lo que yo le iba diciendo. Aguantó tan estoicamente la hora y media que estuvimos haciendo fotos, que incluso, él me preguntaba si quería que pusiera otras posturas».

Durante la hora y media que estuvo posando en la sala de audiencias de La Zarzuela, Don Felipe no consultó ni una sola vez su teléfono móvil, ni los ayudantes le interrumpieron. Al parecer, se encontró a gusto porque conocía la obra de Antonio Montiel. Ha visto cientos de veces el retrato que el malagueño le pintó a Doña Sofía y que la madre del Rey tiene colgado en su despacho en La Zarzuela. «Hace años, comenta el pintor, la Reina Emérita me dijo que a Don Juan Carlos era uno de los retratos que más le habían gustado de los que le habían pintado a ella». Al parecer, hay muchas peticiones para que Don Felipe pose para retratos y esculturas, pero no están aceptando ninguna. Antonio Montiel ha sido el primero y, de momento, el único. Una hora y media es mucho tiempo para pasarlo en una habitación de palacio casi a solas: «Estuvimos hablando de Málaga, me dijo que era una buena tierra y que acababa de estar allí. Doña Letizia no apareció en ningún momento. Estábamos su ayudante, el Jefe y el fotógrafo oficial de la Casa Real y mis dos ayudantes», concluye Montiel en conversación con LA RAZÓN.

Últimas noticias

Red de Blogs

Otro blogs