Música

Victoria Beckham declara la guerra a las Spice Girls

La cantante hace tambalear la vuelta a los escenarios de sus ex compañeras y planea demandarlas para impedir que interpreten los éxitos del disuelto grupo

De izquierda a derecha, Mel B, Mel C, Geri Halliwell, Emma Bunton y Victoria Beckham, en Londres en 201
De izquierda a derecha, Mel B, Mel C, Geri Halliwell, Emma Bunton y Victoria Beckham, en Londres en 201

La cantante hace tambalear la vuelta a los escenarios de sus ex compañeras y planea demandarlas para impedir que interpreten los éxitos del disuelto grupo

La última de Victoria Beckham demuestra que el grupo que tanto éxito cosechó en los 90, el de las Spice Girls, está más dividido que nunca. Después de que el pasado mes de agosto se desligara del proyecto de tres de las ex integrantes –Geri Halliwell, Emma Bunton y Mel B– sobre relanzar la banda, la esposa de David Beckham ha recurrido a sus abogados para impedir por vía judicial que sus ex compañeras interpreten en el futuro los éxitos del grupo original, según publica el diario británico «The Mirror».

Con este movimiento de ficha, la conocida como la «Spice pija» podría arruinar por la puerta grande los planes del hoy rebautizado como Spice Girls GEM –en referencia a las iniciales de las tres integrantes–: una gira internacional que, señala «The Sun», incluiría hasta una colaboración con The Backstreet Boys, lo que varios expertos del pop consideran que sería un auténtico éxito en taquilla porque las entradas generarían ingresos que rondarían los 10 millones de euros de acuerdo con las fuentes citadas por el diario británico.

Destrozadas

«Las chicas están destrozadas. Es una forma muy triste de poner fin a su historia», revela a «The Sun» una persona cercana al grupo en referencia a la decisión de Beckham. «Victoria ha formado parte de sus vidas y ahora utiliza a los abogados para arruinar el regreso del grupo. Es penoso», prosigue. Y añade: «Dice estar orgullosa de haber sido Spice Girl, pero lo que pretende hacer ahora manifiesta su deseo de romper todo vínculo con el grupo que cambió su vida».

En una entrevista reciente deseó suerte a Geri, Emma y Mel B en su nueva andadura, aunque insistió en que «deberían hacerlo como un nuevo grupo». Según la persona consultada por «The Sun», el problema surge cuando en noviembre GEM adelantó en su web uno de los temas, «Song for her», que para Victoria «no representa en absoluto la esencia de las Spice Girls originales». Así, la «posh Spice» quiere asegurarse de que el trío no recurra en un futuro a los éxitos del extinto quinteto, pues Victoria, además de poseer derechos sobre ellos, aún codirige las empresas supervisoras de los asuntos legales y económicos de la banda.

La cuarta en discordia, Melanie Chisholm, más conocida como Mel C, se sitúa en el bando de la hoy empresaria de moda, ya que en 2012 dejó claro que tampoco contempla un reencuentro, algo por lo que Mel B la insultó y llegó a llamarla «zorra», al igual que a Victoria.