Recomendaciones de la Comunidad de Madrid y los agentes sociales para la vuelta al trabajo

Comunidad, sindicatos y CEIM han consensuado un protocolo pera una reincorporación segura. Aguado: “La mascarilla es nuestro cinturón de seguridad o antivirus en la vuelta al trabajo”

La Comunidad de Madrid ha consensuado con los agentes sociales de la región una serie de recomendaciones para garantizar una vuelta al trabajo segura y libre de posibles rebotes de Covid-19 tras las vacaciones estivales. El vicepresidente, consejero de Transparencia y Deportes y portavoz del gobierno regional, Ignacio Aguado, ha asistido esta mañana a la firma de este protocolo de recomendaciones, acordado en el seno de la Comisión Delegada del Consejo de Diálogo Social, y que ha sido rubricado por el consejero de Economía, Empleo y Competitividad, Manuel Giménez; los secretarios generales de CC OO Madrid, Jaime Cedrún, y UGT Madrid, Luis Miguel López Reillo; y el presidente de CEIM, Miguel Garrido. Durante su intervención, el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, ha recalcado la importancia de llegar a grandes acuerdos políticos y de los pequeños gestos en esta “segunda batalla contra el virus”. Unos comportamientos individuales en los que destaca el uso generalizado de la mascarilla. “Es nuestro cinturón de seguridad, el mejor arnés o el mejor antivirus en la vuelta al trabajo”, ha señalado.

El protocolo de recomendaciones rubricado hoy recoge una serie de medidas a aplicar en los distintos centros de trabajo de la región, siempre que sus circunstancias y configuración lo hagan posible, y que tienen como denominador común el objetivo de extremar las precauciones con motivo de la reincorporación de los trabajadores tras el periodo estival. Así, cuando ésta se produzca se recomienda proporcionar al trabajador un documento que recoja información sobre las exigencias sanitarias y de distanciamiento vigentes en la empresa e instrucciones sobre cómo proceder en caso de presentar síntomas compatibles con COVID-19.

Protocolo para una vuelta segura

Recomendaciones previas a la reincorporación al centro de trabajo

  • Se recomienda proporcionar al trabajador/a, si es posible en formato digital y antes de su incorporación tras las vacaciones, o si esto no es posible, en el mismo momento de su incorporación, un documento que contenga: Información sobre las exigencias sanitarias y de distanciamiento social aplicables en la empresa. Instrucciones o protocolo para proceder en caso de presentar síntomas compatibles con el SARS-Cov-2. Cualquier otro documento que, en atención a las características de la empresa o su actividad, se entienda necesario para instruir al trabajador sobre cómo contribuir a evitar el contagio en el centro de trabajo y cómo actuar ante un posible caso de SARS-Cov-2.
  • Se recomienda, en la medida de lo posible, a la empresa que elabore y difunda un Protocolo de Actuación sobre cómo afrontar la Detección de Posibles Personas Afectadas o que Hayan Estado en Contacto con Estas.

En su caso, se recomienda que en el proceso de elaboración de dichos Protocolos sean consultados los representantes de los trabajadores.

El IRSST publicará a través de su web un modelo que podrán adaptar las empresas de acuerdo con sus condiciones particulares.

Recomendaciones para la ordenación de los puestos de trabajo y turnos durante el periodo en que haya reincorporaciones de trabajadores con permiso vacacional

  • Se recomienda, en la medida de lo posible, escalonar la reincorporación de los trabajadores/as, evitando la coincidencia masiva de personas en trabajo presencial y limitando la afluencia de otras personas que no sean trabajadoras.
  • Se recuerda NO acudir al centro de trabajo con fiebre, tos, o síntomas respiratorios o cualquier síntoma relacionado con el COVID-19, ponerse en contacto con el centro de salud o con el teléfono de atención al coronavirus de la Comunidad de Madrid 900 102 112 y avisar al centro de trabajo para comunicar la ausencia.
  • Igualmente, se recomienda insistir en el uso del teletrabajo, si la actividad lo permite, y complementariamente, alternar trabajo presencial y a distancia.
  • Cuando se deba acudir al centro de trabajo, se recomienda: Si el trabajo presencial se ordena por turnos (presencial- a distancia), dichos turnos estarán, en la medida de lo posible, compuestos por los/as mismos/as trabajadores/as con el fin de controlar posibles contagios, si es posible. Para evitar posibles aglomeraciones y garantizar la distancia de seguridad, la entrada y salida del centro de trabajo será escalonada y por diferentes lugares, siempre que sea posible. Los pasillos estarán libres y adecuadamente señalizados indicando el sentido de ida y de vuelta. Cuando en las instalaciones concurran trabajadores/as de distintas empresas, prestar especial atención a la coordinación entre estas. En la medida de lo posible, rediseñar los puestos para garantizar la distancia de seguridad obligatoria de un metro y medio entre personas trabajadoras. Eliminar las reuniones presenciales. Utilizar videoconferencias. Si alguna fuese necesaria realizarla presencialmente, se deben mantener las distancias mínimas de seguridad y demás mecanismos de prevención. Organizar el trabajo de modo que se reduzca el número de personas trabajadoras expuestas, estableciendo reglas para evitar y reducir la frecuencia y el tipo de contacto de persona a persona.

Recomendaciones para extremar las medidas de limpieza, desinfección y distanciamiento físico

  • Se recomienda extremar las medidas de ventilación, limpieza y desinfección de los centros de trabajo. En particular, se recomienda la ventilación periódica de los lugares de trabajo durante, al menos, 5 minutos y como mínimo una vez al día, así como reforzar la limpieza de los filtros de aire acondicionado y aumentar el nivel de ventilación de los sistemas de climatización para renovar el aire de manera más habitual.
  • Una correcta limpieza de superficies y de espacios de trabajo es crucial, para ello se recomienda establecer un protocolo diario de limpieza, que deberá intensificarse en relación con la práctica habitual y con el uso de las instalaciones, reforzando la limpieza en aquellas zonas o útiles de uso frecuente como pomos de puertas, barandillas, ascensores, vehículos, así como herramientas, mandos de maquinaria, mesas, ordenadores etc.
  • Es fundamental el lavado frecuente de manos, por ello es recomendable verificar y controlar que haya agua, jabón y toallas de papel desechables en todos los lugares de trabajo. En lugares o puntos de difícil acceso al agua y el jabón, se pueden utilizar soluciones hidroalcohólicas, por ejemplo, mediante la instalación de dispensadores, haciendo un seguimiento para su reposición continua.
  • Se recomienda eliminar todo tipo de contacto físico, incluidos los saludos (apretones de manos, abrazos o besos), manteniendo en todo caso y siempre que sea posible la distancia física interpersonal de 1,5 metros entre los trabajadores y las trabajadoras.
  • Se recomienda la utilización de mascarilla en el centro de trabajo en todo momento, al menos hasta 14 días después de la terminación del periodo vacacional de la totalidad de la plantilla, incluso cuando el trabajador se encuentre sentado en su puesto y mantenga la distancia física interpersonal de 1,5 metros.
  • Se recomienda, en la medida de lo posible, no utilizar los lugares comunes, tales como comedores, vestuarios o áreas comunes de descanso y, si no fuese posible, limitar al máximo los aforos, mediante el establecimiento de turnos, e intensificar la limpieza en cada turno de trabajo, si los hubiera.
  • Se recomienda evitar el uso de ascensores, en la medida de lo posible, o hacerlo de forma individual o con limitación de aforo, cuando sea preciso y fomentar el uso de las escaleras.
  • Se recomienda que todos los equipos de trabajo sean de uso individual, en la medida de lo posible y razonable. En caso de tener que compartir equipos, se recuerda la necesidad de proceder a la limpieza de manos y desinfección de equipos antes y después de cada uso.
  • Recomendaciones para la mejora de la información – formación disponible
  • Se recomienda la máxima difusión, por los medios disponibles, de carteles donde se informe a los trabajadores y las trabajadoras sobre las medidas preventivas a adoptar, tales como la limpieza frecuente de manos, la utilización de mascarillas, la cobertura de la nariz y la boca al toser o estornudar con pañuelos desechables, evitar tocarse nariz y boca, así como la práctica de buenos hábitos de higiene respiratoria. Esta misma información debería facilitarse a través de los canales de los que disponga la empresa, tales como tablones de anuncios, intranet o correo electrónico.
  • Se recomienda dar a todos los trabajadores/as la formación e información necesaria sobre los riesgos y las medidas preventivas relacionadas con el coronavirus.

Recomendaciones para la actualización de la evaluación de riesgos