Madrid adelanta el toque de queda a las 23:00 horas y el cierre de la hostelería a las 22:00

La Comunidad de Madrid lo aplicará a partir del lunes debido al aumento de casos. El cierre adelantado afectará a todo tipo de locales, incluidos cines y teatros

Thumbnail

El viceconsejero de Salud Pública y Plan COVID-19, Antonio Zapatero, y la directora general de Salud Pública, Elena Andradas, Zapatero han actualizado en rueda de prensa telemática la información sobre la situación epidemiológica y asistencial en la región por coronavirus.

“Todo el mundo tiene garantizada la atención sanitaria. Más del 90% de los centros de salud están operativos pese a la crisis climatológica”, ha comenzado Zapatero, en referencia a los estragos causado por Filomena. “El esfuerzo de los profesionales sanitarios ha sido enorme”, añadió.

“Se ha dado un aumento de casos. Del 4 al 10 de enero, se registraron 24.794 casos frente a los 16.000 de la anterior y los 11.000 de hace dos semanas. Es una tendencia ascendente. Se ha producido una incidencia de 618 casos por cada 100.000 habitantes. El máximo fue de 813 a finales de septiembre”, continuó.

Por ello, “vamos adoptar medidas que afectan a toda la Comunidad de Madrid. Desde el lunes, se adelanta el toque de queda a las 23:00 horas. A las 22:00 horas se cerrarán todos los establecimientos de hostelería, durante 14 días”, explicó Zapatero. Este cierre adelantado afectará a todo tipo de locales, incluidos cines y teatros.

Del mismo modo, el viceconsejero recordó que muchos de los contagios se están dando en las reuniones sociales y los hogares. De ahí que haya pedido a los madrileños que eviten las reuniones entre no convivientes.

Hay que recordar que la Comunidad de Madrid notificó este jueves 5.319 nuevos casos de covid-19 (4.635 de ellos diagnosticados en las últimas 24 horas), 820 más que el miércoles, cuando se registraron 4.499, mientras que los fallecidos en hospitales en un día suben de 31 a 41.

También ha subido la cifra de pacientes hospitalizados en el día (de 2.611 a 2.733) y el número de ingresados en unidades de cuidados intensivos (de 446 a 455).