Se reanudan las obras en las playas dañadas por los temporales

Se han retirado fangos, limos, piedras procedentes de arrastres e infraestructuras en desuso

Dos vecinas de Los Alcázares retiran restos de arbustos de las aguas de lluvia que estan entrando en el Mar Menor, tras las intensas lluvias de septiembre. Imagen de Archivo
Dos vecinas de Los Alcázares retiran restos de arbustos de las aguas de lluvia que estan entrando en el Mar Menor, tras las intensas lluvias de septiembre. Imagen de ArchivoMarcial GuillénEFE

Retirada de fangos, limos, piedras procedentes de arrastres e infraestructuras en desuso enterradas como tuberías y cimentaciones de muros, son algunos de los trabajos que la Demarcación de Costas del Estado está realizando en las playas que fueron dañadas por los temporales acaecidos en el mes de septiembre, según ha informado este sábado el delegado del Gobierno en la Región de Murcia. Las obras de emergencia se interrumpieron por la situación de emergencia sanitaria.

Una vez finalizados los estudios de arenas y fondos marinos y recabado informe favorable de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, se iniciaron las labores de restauración de playas urbanas.

Se ha recuperado la arena trasladada a los primeros metros de la zona sumergida, por efecto de la escorrentía. Esta actuación se realiza en zonas puntuales de acumulación de arenas, respetando en todo caso las praderas de Cymodocea nodosa y sin afectar a sedimentos con altas concentraciones de metales presentes en la cubeta sur, para evitar su movilización.

Por otro lado, se llevó a cabo el trasvase de arena de unas zonas a otras de playa seca para obtener un equilibrio de volúmenes y anchura de playa, tapando zanjas, surcos y socavones, y regularizando la línea de costa para evitar la formación de zonas abrigadas. Así como el aporte de arenas de origen externo en zonas de playa seca más afectadas. En los puntos principales de entrada de agua superficial al Mar Menor, se dispondrá un manto de escollera junto al acceso, para evitar la formación de surcos y socavones, y se disminuirán los espesores de arena, minimizando de este modo arrastres de arena al interior de la laguna en futuros episodios de lluvias.

Ahora, una vez reanudados los trabajos, las principales actuaciones se centran en la reacomodación y mejora en zona seca de playas, con especial incidencia en las playas de Los Narejos, varias playas de La Manga, tanto en el lado Mar Menor como Mediterráneo (San Javier y Cartagena), y en Los Nietos, reparaciones en adoquinados de paseos marítimos y accesos a playas, así como en otras infraestructuras de protección, como los paseos de Los Alcázares, Los Nietos y El Mojón.

La Demarcación de Costas ha reconstruido el pavimento del pantalán de madera de Punta Brava, ha retirado la tubería de fibrocemento en El Carmolí que vertía al Mar Menor y ha reparado del sendero del observatorio de aves del humedal de la Hita.

Finalmente, se tomarán perfiles topográficos de las zonas sumergidas en las que se han realizado labores de recuperación de arena con el objeto de comprobar que no se han generado surcos o depresiones que puedan provocar nuevas acumulaciones de materiales limo-arcillosos en zonas de baño.

Cabe destacar que el volumen de arena de origen externo ha sido muy inferior al inicialmente estimado. En el litoral mediterráneo los arribazones de posidonia oceánica depositados en la orilla han favorecido el mantenimiento de las arenas que se trasladan por efecto de la dinámica litoral y en la ribera del Mar Menor se ha podido recuperar una gran cantidad de arena desplazada a los primeros metros de la zona sumergida.