Maduro expulsa a la embajadora de la UE tras las sanciones

El líder chavista asegura que se reserva acciones diplomáticas sobre el embajador español al que acusa de complicidad con la oposición para derrocar la revolución bolivariana. Bruselas anuncia que tomará "medidas de reciprocidad"

Cuando el país parece tocar fondo económicamente, con la producción de petróleo más baja de su historia, la pandemia se extiende por el país sin datos claros y se ciernen otras elecciones fraudulentas, que mejor estrategia que la cortina de humo, el enemigo externo y las conspiraciones.

El mandatario Nicolás Maduro volvió a la carga y expulsó ayer, a la embajadora de la Unión Europea (UE) en Venezuela, Isabel Brilhante Pedrosa, después de las sanciones del Consejo del grupo de 27 países contra 11 funcionarios públicos en Venezuela.

He decidido darle 72 horas a la embajadora de la Unión Europea en Caracas para que abandone nuestro país y exigirle respeto a nuestro país. ¡Ya basta!”, expresó Maduro durante la entrega del Premio Nacional de Periodismo 2020.

“Vamos a ir paso a paso. Si no nos quieren, que se vayan; si no respetan a Venezuela, que se vayan. A Venezuela hay que respetarla en su integridad”, dijo Maduro desde el Palacio de Miraflores. Aseguró que resolverán cómo será la salida de Brilhante Pedrosa.

“Le prestaremos un avión” para que salga del país, dijo.

Sanciones de la UE

Maduro reaccionó de esta manera a las sanciones de la UE contra los diputados Luis Parra, Franklyn Duarte y José Gregorio Noriega; las constituyentes Tania Díaz y Gladys Requena; los militares José Ornella Ferreira y Jorge Márquez; el contralor designado por la Constituyente, Elvis Amoroso; el presidente de la Sala Constitucional del TSJ, Juan José Mendoza, y dos fiscales del Ministerio Público.

El Consejo de la UE dijo que estas personas han socavado la democracia y el Estado de Derecho en Venezuela con las funciones que ejercen desde sus cargos. Las sanciones abarcan el embargo para la compra y comercialización de armas, el congelamiento de bienes en los 27 países de la UE y la prohibición de viajar a esas naciones de Europa.

Actualmente son 36 las personas sujetas a sanciones, entre las que se incluyen la prohibición de viajar a la UE y un congelamiento de activos

Qué vergüenza que 27 países que son un poderío económico estén de rodilla a Donald Trump y sus políticas de agresión y erráticas sobre Venezuela”, acusó Maduro a la UE. También cuestionó el reconocimiento al presidente de la Asamblea Nacional –AN-, Juan Guaidó, como presidente encargado de Venezuela.

Europa ha fracasado con Juan Guaidó, ellos pretenden corregir el error agrediendo a Venezuela y sus instituciones, a todos los sectores políticos. Ellos quieren evitar y amenazar a todo aquel venezolano y aquella venezolana que en ejercicio de sus derechos políticos decidan inscribirse para optar a un cargo como candidato a diputado o diputada a la AN”, explicó Maduro.

Así se refirió al proceso de elecciones parlamentarias previstas para este 2020, que aún no tienen fecha para su realización, pero que está organizando el nuevo Consejo Nacional Electoral (CNE) designado por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), ambos de corte chavista. Serán como las pasadas elecciones presidenciales, amañadas y los principales líderes de la opinión suspendidos. Al final el Parlamento, último bastión opositor –aunque sin apenas ya poderes- caerá en manos del chavismo como el resto de instituciones.

Amenaza al embajador de España

Maduro también acusó el embajador de España en Venezuela, Jesús Silva, de ser “cómplice” del coordinador nacional de Voluntad Popular, Leopoldo López, para planificar el atentado en su contra y la incursión armada por Macuto del pasado mes de mayo.

Fue en la embajada de España, fue el actual embajador de España en Venezuela el que sirvió de cómplice al criminal y terrorista Leopoldo López para asesinarme, para asesinar al alto mando político del país e imponer un gobierno títere a los EE UU”, resaltó el gobernante.

Aseguró que en “las próximas horas” tomarán una decisión sobre Silva “por su complicidad”. Esto después de que el fin de semana el diario estadounidense “The Wall Street Journal” aseguró que fue López quien coordinó la contratación de grupos militares para incursionar en Venezuela, con el fin de derrocar a Nicolás Maduro.

“Venezuela se reserva las acciones diplomáticas contra el embajador de España por su complicidad, esperen noticias en las próximas horas”, advirtió.

Por su parte, López negó los hechos recogidos en el artículo del diario estadounidense y aseguró que las acusaciones son “completamente falsas” y que se han llevado a cabo “sin presentar ningún tipo de pruebas”.

El mandatario chavista ya advirtió recientemente de que había encargado al ministro de Exteriores, Jorge Arreaza, que hiciera las gestiones ante el Gobierno de España para que tomara cartas en el asunto “porque desde su Embajada en Caracas se está conspirando para matar a líderes políticos y militares de Venezuela”.

“El prófugo de la Justicia Leopoldo López está utilizando las instalaciones de la Embajada de España para conspirar en contra de Venezuela”, dijo Maduro en alusión al supuesto golpe de Estado contra su Administración planeado por el autoproclamado “presidente encargado” venezolano, Juan Guaidó. López se refugió en la Embajada de España en calidad de “huésped” tras el fracaso de la “Operación Libertad”, con la que él y Guaidó pretendían desahuciar a Maduro del palacio de Miraflores contando con el apoyo de “un grupo importante” de militares que no llegó a producirse.

El líder opositor fue condenado a casi catorce años de cárcel por supuestamente incitar a la violencia durante las revueltas opositoras de 2014, que dejaron un saldo de más de 40 muertos. Tras pasar por el penal militar de Ramo Verde, se le concedió la medida de “casa por cárcel”.

Reacciones desde Bruselas

Esta mañana han llegado las primeras reacciones desde la Unión Europea. “Condenamos y rechazamos la expulsión de nuestra embajadora en Caracas. Tomaremos las medidas necesarias habituales de reciprocidad”, ha declarado hoy el Alto Representante de Política Exterior de la UE, Josep Borrell, en un breve comentario difundido a través de las redes sociales.

El jefe de la diplomacia europea ha reiterado el compromiso de la Unión Europea con los esfuerzos internacionales para lograr una “solución negociada entre venezolanos” que permita al país superar la grave crisis política, social y humanitaria que atraviesa.

El tirano haciendo lo que mejor se la da hacer, atropellar la libertad”, señaló la eurodiputada y portavoz del Partido Popular Europeo, Dolors Monserrat.

“Rechazamos y condenamos la expulsión de la embajadora de la UE”, manifestó Montserrat. “Estamos ante un ataque a todos los europeos y a la democracia. El Gobierno de España debe condenarlo de manera firme y la UE reaccionar”, aseveró la diputada del Parlamento Europeo.