Así funciona el asesoramiento pediátrico a un clic después de acudir a Urgencias

El servicio digital Diálogo web es una especie de «chat» que permite a los padres resolver dudas tras acudir a Urgencias y evitar desplazamientos innecesarios

En plena pandemia de la Covid-19 el resto de patologías no han desaparecido. Y si hay algo bueno que nos ha traído el coronavirus es el avance imparable de la telemedicina y el asesoramiento médico a distancia. Buen ejemplo de ello es el proyecto denominado Diálogo web en Urgencias pediátricas, diseñado para facilitar a los papás el control de las patologías o los problemas de salud de sus hijos tras la visita a este servicio. Puesto en marcha en el Hospital Universitario General de Villalba y en el Hospital Universitario Rey Juan Carlos de Móstoles, ambos pertenecientes a la red sanitaria pública de la Comunidad de Madrid, esta iniciativa pretende solucionar las dudas e inquietudes de los padres de una forma telemática, rápida y eficaz, casi en tiempo real, sin necesidad de acudir de nuevo al hospital.

En concreto, «una vez que el paciente es atendido en el servicio de Urgencias, se activa durante una semana el diálogo web al que puede acceder el usuario desde el portal del paciente, bien en un ordenador de mesa o en el propio móvil. Al quedar activado automáticamente los padres pueden preguntar, a modo de chat, si les surge alguna duda sobre el proceso actual», explica Gonzalo Ares, jefe del Servicio de Pediatría del Hospital Universitario Rey Juan Carlos de Móstoles.

El proyecto, llamado «En línea con tu pediatra» resulta de especial utilidad en plena pandemia, ya que, tal y como reconoce el doctor Ares, «esta situación nos ha enseñado que se pueden resolver problemas médicos de forma telemática». «El contexto actual hace de esta herramienta una gran oportunidad para potenciar los servicios médicos no presenciales con los que a muchos padres les gustaría contar para resolver dudas tras visitar un servicio de Urgencias», asegura el doctor Roi Piñeiro, jefe del Servicio de Pediatría del Hospital General de Villalba. Y así lo demuestra la experiencia de este centro donde, sólo en 2019, el dos por ciento de las urgencias pediátricas atendidas derivó en una nueva consulta presencial al especialista en la primera semana tras el alta motivada por dudas o complicaciones, a las que hay que sumar visitas posteriores en Atención Primaria o Urgencias de otros centros hospitalarios.

En concreto, esta vía de consulta ágil y sencilla persigue dar respuesta a los mensajes recibidos de forma ininterrumpida todos los días de 8:00h a 15:00h, fuera de cuyo horario los pediatras del servicio intentan responder aproximadamente a las 16:00h, 20:00h y 00:00h. Y por supuesto, sin sustituir ni evitar consultas presenciales necesarias que, de hecho, la herramienta detecta y prescribe cuando hacen falta. «El objetivo es realizar un correcto seguimiento clínico de cada paciente, pues dudas tan habituales y razonables como si será normal que el pequeño siga con fiebre, qué podrán ser unas manchas que le han salido por el cuerpo o si será grave que una tos haya empeorado bastante pueden ser resueltas por un profesional especialista en un plazo de tiempo breve, lo que mejora el control del proceso del paciente y aporta seguridad a sus progenitores», reconoce el doctor Piñeiro.

Esta nueva forma de comunicación resulta ágil, práctica y muy útil, ya que los padres pueden aportar imágenes y vídeos para mejorar la resolución no presencial de las dudas, mientras que los pediatras pueden aportar archivos audiovisuales de todo tipo, así como enlaces a páginas web o documentos, pero con la garantía de que toda la información queda registrada en la historia clínica del paciente, de forma confidencial y segura.

La herramienta diálogo web ya funcionaba previamente en otras especialidades del Hospital General de Villalba como consultas externas y, más recientemente, en la Farmacia Hospitalaria con un alto nivel de satisfacción entre sus usuarios, ya que se trata de una funcionalidad más de las disponibles en el Portal del Paciente.