Los puertos, la vía de entrada de la nuevas mutaciones

El Gobierno descuidó blindarlos como hizo con los aeropuertos y por ahí penetraron las variantes surafricana e india

Barco ro-ro 'Prometheus Leader', atracado en Vigo y en cuarentena
Barco ro-ro 'Prometheus Leader', atracado en Vigo y en cuarentena FOTO: EUROPA PRESS EUROPA PRESS

Un puerto, el de Vigo, ha sido la vía de entrada en España de dos de las mutaciones del coronavirus más peligrosas, la surafricana y la india. Y también se secuenció en esta ciudad la brasileña por primera vez en Galicia. No es casualidad. El Gobierno «olvidó» someter a control la entrada de extranjeros por los puertos españoles. Total, solo hay 46 puertos en España bajo la coordinación de Puertos del Estado y cientos más en los 10.663 kilómetros de costa española.

Ya la disposición del Ministerio de Sanidad del 18 de febrero en el Boletín Oficial del Estado (BOE) para establecer las condiciones de cuarentena a las que debían someterse las personas que llegasen desde Brasil o Suráfrica sólo se refería, en su apartado «Primero. Objeto», a los que viniesen «en vuelo» desde «cualquier aeropuerto situado en la República Federativa de Brasil o en la República de Sudáfrica a cualquier aeropuerto situado en el Reino de España, con o sin escalas intermedias». De la misma forma, el BOE del 27 de abril, en sus «Disposiciones Generales», señala que las restricciones de entrada y cuarentena –de 10 días tras su llegada aunque al séptimo día puede acabar con una PCR o test de antígenos negativo– afectan a las personas que lleguen «en vuelo» desde «cualquier aeropuerto situado en la República Federativa de Brasil, la República de Sudáfrica, la República de Botsuana, la Unión de Comoras, la República de Ghana, la República de Kenia, la República de Mozambique, la República Unida de Tanzania, la República de Zambia, la República de Zimbabue, la República del Perú y la República de Colombia a cualquier aeropuerto situado en el Reino de España». Un día después el BOE recogía las mismas condiciones para los vuelos desde la India.

El temor a la entrada de contagiados en España por los puertos se ha acrecentado con el episodio del «Prometheus Leader». Ayer el servicio de Microbiología de Vigo confirmaba que los seis positivos de covid del brote generado en el interior del barco están contagiados por la variante india B1.617. En un primer momento, según se conoció el sábado, se secuenciaron tres muestras de este linaje. Pero se habían detectado seis contagiados, y como todos los casos pertenecen al mismo brote y éste apareció a bordo de un barco, un lugar perfectamente delimitado, era lógico que todos los casos fuesen de la misma variante del coronavirus. Lo bueno, que no se va a extender fuera del barco. Lo malo, que es la primera vez que se confirmaba en España la presencia de la variante B.1.617.

No es el primer caso como registramos en que Vigo se convierte en puerto de entrada de una mutación. El equipo de Microbiología del Complejo Hospitalario Universitario de Vigo secuenció por primera vez en España un caso de la variante surafricana el 24 de diciembre, seis días después de que Suráfrica diera la voz de alarma sobre esta mutación. El infectado es un hombre de 30 años del sector naval.

También Vigo registró los primeros casos en Galicia de las variantes brasileñas P.1 (la de Manaos) y la P.2 (de Río de Janeiro).

Cambio de tripulación

El sábado, el Hospital Álvaro Cunqueiro de Vigo confirmó la presencia de esta cepa en el barco «Prometheus Leather», con bandera de Singapur y atracado desde el lunes en el muelle de Trasatlánticos. En principio hubo tres casos identificados y dos de ellos, hombres de 28 y 67 años de edad, están ingresados en el Hospital Vithas Fátima. Están aislados en habitaciones individuales y evolucionan favorablemente. El otro permanece aislado en el barco, con síntomas leves, junto con otros dos positivos.

El «Prometeus Leather» es un barco habitual del puerto de Vigo, donde carga y descarga vehículos. Partió de Southampton (en el sur del Reino Unido), a donde había llegado procedente de Alemania y Bélgica.

En la travesía, uno de los marineros comenzó con síntomas compatibles de covid y al llegar a la ría de Vigo tuvo que ser evacuado.

Tras confirmarse su positivo se hizo PCR a todos los miembros de la tripulación, 22 en total. Otros cinco dieron positivo en covid. Lo que promovió la investigación para determinar la presencia de la cepa india es que cuando el barco llegó a Reino Unido se produjo un cambio de tripulación. Además, parte de los marineros llegaron en avión desde la India. Por eso, al detectarse el brote de coronavirus se quiso investigar y secuenciar las muestras de los cinco hombres que dieron positivo en la PCR. Tres dieron positivo en la variante india, B. 1. 617.

Fuentes sanitarias confirmaron que ninguno de los marineros llegó a desembarcar a su llegada a España ya que la cuarentena se inició antes de llegar al puerto de Vigo. Tan solo abandonaron el barco los dos hombres que se encuentran hospitalizados.

Entretanto, el buque continúa amarrado en el Muelle de Trasatlánticos vigués con sus tripulantes guardando cuarentena, y allí permanecerá hasta el próximo lunes 10 a no ser que el armador decida sustituir a la tripulación y continuar la ruta.

Un caso en Extremadura

Una persona que asistió a un curso celebrado en Madrid ha sido identificada como el primer caso de la variante india de covid en Extremadura, una vez realizada la secuenciación de la infección. La Junta indicó ayer que esta persona llegó el 19 o 20 de abril a la región tras realizar un máster internacional. Comenzó con síntomas el 19 y en el seguimiento clínico declaró que en la citada actividad formativa había estado en contacto con un ciudadano de origen indio.