Actualidad

Se elevan a 7, entre ellos dos menores, los muertos tras chocar una avioneta y un helicóptero en Mallorca

El matrimonio y los niños eran alemanes

La mujer del piloto del ultraligero ha visto el accidente desde el aeródromo del que despegaron.

Publicidad

Al menos siete personas, dos de ellas menores de edad, han muerto este domingo en Mallorca a causa de una colisión entre un helicóptero y un ultraligero cuando sobrevolaban el municipio mallorquín de Inca, ha confirmado el Consell de Mallorca.

Como consecuencia del accidente han perdido la vida los tres adultos y dos menores que viajaban en el helicóptero y los dos ocupantes del ultraligero, cuyo piloto era un ciudadano valenciano que viajaba con un amigo.

Cuatro de las víctimas del helicóptero son de nacionalidad alemana, un matrimonio y sus dos hijos. La otra víctima es el piloto de nacionalidad italiana.

El aparato había despegado desde el aeropuerto de Son Bonet, situado a las afueras de Palma y empleado por aviones ligeros.

Publicidad

El helicóptero volaba sin un copiloto dado que este había decidido no ocupar su plaza para dejar sitio a uno de los miembros de la familia, dado que en el aparato solo podían viajar cinco personas.

Según fuentes cercanas a la investigación, la familia alemana tenía intención de compartir una comida con unos amigos en la localidad playera de Camp de Mar, al oeste de Mallorca, y antes pretendían conocer la isla desde el aire.

Publicidad

La colisión ha tenido lugar hacia las 13:35 horas y a las 15:00 horas estaban trabajando los equipos de los bomberos del Consell de Mallorca para apagar el fuego de los dos aparados, que han caído sobre el Camí Vell de Costix (Camino Viejo de Costix).

La Guardia Civil han señalado que ha abierto una investigación para esclarecer lo ocurrido.

Los restos del helicóptero, del modelo Bell 216, han caído esparcidos sobre la finca Ca La Veritad y del aparato ultraligero a escasos metros de la citada posesión rural del municipio de Inca, según han comprobado en la zona periodistas de Efe.

Juanjo Vidal, el piloto del ultraligero que ha fallecido, era valenciano, estaba casado y no tenía hijos, según ha explicado un conocido suyo.

Publicidad

"Era un chaval estupendo", ha explicado Juan Carbonell, conocido del piloto aficionado de ultraligero. Carbonell ha acudido al lugar donde han caído las dos aeronaves siniestradas, cuyos cinco ocupantes han fallecido, junto al Camí Vell de Costix, entre dicha localidad e Inca.

Ha relatado que, cuando ha ocurrido el accidente, el piloto volaba junto a un amigo y que habían despegado del aeródromo de Binissalem, cerca de donde ha ocurrido el accidente.

Además, ha señalado que la esposa del fallecido le ha contado que ha presenciado lo ocurrido desde el lugar donde habían despegado: "Su mujer lo ha visto desde el aeródromo de Binissalem; ha visto la humareda y me ha dicho que lo ha visto caer".

Al parecer, el accidente ha ocurrido en el segundo vuelo que realizaba este domingo el piloto de ultraligero. Su amigo ha indicado que desconoce qué ha podido haber pasado.

La jueza de guardia ha llegado al lugar hacia las 16:00 horas para hacer el levantamiento de cadáveres, casi al mismo tiempo que la presidenta del Consell de Mallorca, Catalina Cladera, con la finalidad de supervisar las tares sobre el terreno.

La presidenta de Baleares, Francina Armengol, quien también se ha desplazado hasta el lugar para seguir las tareas de rescate de las víctimas, ha expresado su "preocupación y conmoción"por este accidente en Inca y ha señalado que los equipos de emergencia están trabajando sobre el terreno.

"Nuestros pensamientos están con las víctimas", ha asegurado la presidenta balear en su mensaje.