La venta de tabaco aumenta 55 millones

El aumento de la recaudación se multiplica por 47,4. Málaga es la provincia con mayor consumo, seguida de Sevilla y Granada. El número de cajetillas vendidas desciende de 332,5 a 322,8 millones. Cae la venta de cigarros pero crecen la picadura de liar y para pipa

Las ventas de tabaco aumentan, espoleadas por un mayor consumo del tabaco de liar y de la picadura para pipa
Las ventas de tabaco aumentan, espoleadas por un mayor consumo del tabaco de liar y de la picadura para pipaLa Razón

La venta de tabaco en la comunidad andaluza ha crecido en un año (de noviembre de 2018 a 2019, último mes registrado en el Ministerio de Hacienda) en 55 millones de euros. Andalucía es la segunda región con mayor venta de tabaco, con más de 1.750,6 millones de euros, por detrás de Cataluña, que supera los 2.138 millones en ventas. Todo ello a pesar de que Andalucía es la comunidad con más incidencia del contrabando, con un 31,1% de cigarrillos ilegales. El total nacional en ventas legales llegó a 10.936,7 millones de euros, por los 10.876,4 millones de 2018. El aumento este ejercicio es muy superior al anterior: hasta noviembre de 2018, la comunidad registró más de 1.695,6 millones en ventas por los 1.694,4 millones del pasado ejercicio, esto es, el aumento fue de 1,16 millones. Este año, la sanidad pública financiará los fármacos contra la adicción al tabaco, cuyas ventas se ha multiplicado en relación al año previo por 47,4.

Aumenta exponecialmente el consumo para pipa, de 23,7 millones en ventas a 32,4 millones. El tabaco de liar se incrementa en más de seis millones, hasta rozar los 148 millones en ventas. Descienden los cigarros, pasando de 56,6 millones a 56,2. El grueso del consumo se mantiene en los cigarrillos: de casi 1.474 millones a 1.514 millones de euros.

Por unidades, baja levemente el número de cajetillas vendidas: de 322,8 millones a 332,5 millones el pasado año. En España el total de ventas alcanza los 2.068 millones. La venta de cigarros también baja: de 279,7 millones de unidades a 271,7. Sigue creciendo el tabaco de liar: de 819.596 a 857.259. Aumenta también el tabaco para pipa: de 256.523 a 346.982.

Por provincias, en Almería aumentó la venta de tabaco, pasando de 187,3 millones a 189 millones de euros. En Cádiz el crecimiento es superior, de 182,1 a 192,7 millones. Córdoba pasa en las ventas totales de 146,8 millones a 149,3 millones. Granada, de 218,1 millones a 219 millones. Huelva, de 124,5 millones a 128,5 millones. En Jaén, bajan levemente las ventas: de 140,5 millones a 139,4. Málaga registra una importante subida: de 399,5 millones a casi 419 millones, siendo la provincia con más consumo. La subida de Sevilla es similar a la malagueña: de 296,5 millones a 313,5 millones.

Por unidades, aumenta en Granada el consumo en pipa (de 22.401 a 35.987), el tabaco de liar crece levemente (87.731 unidades el pasado año, apenas 300 más; bajan los cigarros hasta 22,9 millones de unidades, apenas 30.000 unidades. Los paquetes de cigarrillos pasaron de 35,9 millones a 36,2.

En Cádiz, se vendieron 36,2 millones de cajetillas de cigarrillos, por los 34,4 millones de 2018; las unidades de cigarros bajaron a 33,2 millones por los 33,4 del año previo; la picadura de liar aumentó hasta superar las 100.000 unidades (93.704 en 2018); y la picadura para pipa aumentó exponencialmente hasta las 42.088 unidades por las 28.632 del año previo.

En Córdoba creció la venta de cajetillas hasta los 28,8 millones, medio millón más; los cigarros registraron una bajada de casi un millón de unidades, hasta 31,2 millones vendidos; la picadura de liar aumentó en 2.000 unidades, hasta casi 65.600; y la picadura de pipa registró una subida similar, hasta 13.250 unidades.

En Granada, se vendieron unas 200.000 unidades más, hasta alcanzar los 41,8 millones. Los cigarros bajan en más de 1,3 millones de unidades, hasta los 30,5 millones vendidos. La picadura de liar (114.745) cae en unas 1.200 unidades. La de pipa pasa de 21.226 unidades a 32.183.

En Huelva se vendieron más de 800.000 cajetillas más (24,9 millones, el total). Los cigarros bajaron en unas 800.000 unidades, hasta los 17,5 millones vendidos. La picadura de liar se mantiene en torno a las 60.700 unidades. La picadura de pipa aumenta en 5.000 unidades, hasta los 22.031 vendidas.

Jaén registró un repunte de la venta de cajetillas en más de 130.000 unidades, hasta situarse en 27,5 millones vendidas. La venta de cigarros pasó de los 27,4 millones de 2018 a 25,8 millones. La picadura de liar cae levemente: de 53.190 a 53.111 unidades. La picadura de pipa pasó de 9.566 unidades vendidas a 11.456.

Las ventas de cajetillas de tabaco en Málaga crecieron en más de tres millones de unidades, hasta los 77,3 millones. Los cigarros bajaron de 55,1 millones a 54 millones. La picadura de liar se redujo en 20.000 unidades, hasta situarse en casi 243.000 ventas. La picadura de pipa aumentó considerablemente: de 63.172 a 86.255 unidades.

En Sevilla las ventas de cajetillas experimentaron un crecimiento en 2,1 millones de unidades, hasta situarse en 59,5 millones. Los cigarros bajaron de 57,4 millones de unidades a 56,3 millones. La picadura de liar se situó hasta noviembre de 2018 en 121.625 unidades y en el mismo mes de 2019 en 130.287. Finalmente, la picadura de pipa se elevó exponencialmente de casi 83.200 unidades a 108.274.

Según la encuesta de cajetillas vacías, el contrabando de tabaco creció y representa ya el 9,3% del mercado de cigarrillos. Por comunidades autónomas, el análisis sitúa a Andalucía como la demarcación en que se consume más tabaco que no paga impuestos, ya que el 31,1% del producto consumido en la región es ilegal, muy probablemente debido a su proximidad con Gibraltar y a un menor poder adquisitivo de sus habitantes. Las ciudades andaluzas con más incidencia de tabaco de contrabando son Jerez, con un 52,2%, y Cádiz, con 51,9%, debido probablemente también a su proximidad con Gibraltar.