Andalucía exige a Sánchez que replique con las comunidades el reparto de fondos de la UE

LA CONFERENCIA DE PRESIDENTES AUTONÓMICOS se celebrará este mes y el Gobierno de Moreno demanda desde ya que el dinero se distribuya teniendo en cuenta la población, el PIB per cápita y la tasa de desempleo

Buena parte del Consejo de Gobierno de la Junta de hoy ha girado en torno a cuestiones que han quedado aplastadas por un acuerdo alcanzado de madrugada. Antes de que se celebrase el cónclave de consejeros andaluces, los veintisiete países miembros de la Unión Europea (UE) habían logrado un consenso sobre el fondo de recuperación comunitario, que asciende a 750.000 millones de euros, de los que España recibirá 140.000, y sobre el Presupuesto plurianual para el periodo 2021-2027, de 1.074 billones. Se evitaron los aullidos que auguraban las horas previas de tensión y tras conocer la noticia el presidente andaluz, el popular Juanma Moreno, ha utilizado las redes sociales para pedir al jefe del Ejecutivo central, el socialista Pedro Sánchez, que convocara la Conferencia de Presidentes autonómicos para «tratar el reparto de fondos europeos, como se comprometió». «Hoy se habla de gobernanza», ha arrancado en su perfil de Twitter, para formular luego la mencionada solicitud, y añadir que «el acuerdo en Europa debe ser un aliciente para lograr en España un consenso justo y de todos» y horas más tarde hilvanar que la UE había vuelto a «demostrar que el diálogo es la mejor vía para superar cualquier reto». Y no ha estado solo en su demanda.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, el vicepresidente de la Junta, Juan Marín, ha sostenido que en la reunión de los miembros del Ejecutivo regional habían «valorado positivamente» el acuerdo alcanzado en Bruselas, al haber «defendido siempre», ha dicho, que era «un problema de todos». «Los fondos eran completamente necesarios», ha declarado, para pespuntear que el Gobierno andaluz consideraba que para asignar el dinero que llegue a las comunidades «hay que seguir los mismos criterios que ha establecido Europa». Esto es, el «poblacional, el de «la renta per cápita» y el de «la situación de desempleo».

Marín ha compartido con Moreno la necesidad de que Sánchez llamara a los presidentes autonómicos para abordar unas negociaciones en las que, a su juicio, deberá ponerse la lupa en «sectores muy desfavorecidos», a raíz de la crisis provocada por el coronavirus, como el turístico. La conveniencia de ese encuentro ha sido también puesta de manifiesto por el portavoz de la Junta, Elías Bendodo, quien ha urgido al máximo dirigente del Gobierno central a poner fecha «cuanto antes» a la Conferencia. «Este verano», ha instado. Y ha avisado de que «Andalucía no va a ser convidada de piedra ni va a aceptar que se le dé ni un céntimo menos de lo que le corresponde».

A lo largo de la jornada se ha sabido de la intención de Sánchez de citar a los máximos responsables territoriales este mismo mes de julio. Bendodo ha felicitado a su equipo por «el resultado de la negociación» que ha permitido «un acuerdo histórico y positivo para todos». «También para España», ya que «será, junto a Italia, de los países que más va a recibir». Pero luego ha incidido en el mensaje apuntado ya por Marín: desde Sevilla se exigirá a Madrid que la distribución de fondos se haga teniendo en cuenta «población, PIB per cápita y tasa de desempleo». El portavoz ha admitido que les preocupa «la falta de un plan serio por parte del Gobierno de España para afrontar la crisis económica». Y a ello ha encadenado que la comunidad «está infrafinanciada» y ya perdió «800 millones» por el cambio «sobre la marcha» de los elementos de reparto de los anunciados fondos Covid. «Los vamos a reclamar, que no se le olvide a nadie, aparte de los 537 millones que todavía nos debe el Gobierno del mes trece del IVA del año pasado», ha lanzado. Persiguen, en definitiva, una asignación «justa» del dinero a los territorios.

La Junta ha reclamado además al Gobierno central que baje impuestos y que prorrogue los ERTE hasta finales de año.

Ha dado luz verde al decreto que modificará el reglamento de la asistencia jurídica gratuita, como adelantó LA RAZÓN.