Actualidad

Sanidad pone la lupa sobre las medicinas

El Ministerio diseña un plan para racionalizar el gasto en un año en el que el presupuesto sanitario será sólo del 5,9% del PIB

El Ministerio diseña un plan para racionalizar el gasto en un año en el que el presupuesto sanitario será sólo del 5,9% del PIB

Publicidad

El Ministerio de Sanidad parece dispuesto a meter en vereda el gasto farmacéutico, muy contenido en atención primaria, pero no tanto en especializada. Además de los consabidos precios de referencia de los medicamentos –un sistema que busca reducir el precio de algunos productos innovadores al nivel del que tienen los genéricos–, y del pacto ya existente con Farmaindustria para la devolución de la proporción del gasto que exceda del crecimiento del PIB, el departamento que dirige María Luisa Carcedo ha lanzado a los cuatro vientos el esbozo de lo que será su plan de genéricos y biosimilares. El texto, de difícil desarrollo normativo, pretende actuar sobre el precio de algunos fármacos biológicos y generalizar la prescripción por principio activo en lugar de por la marca comercial. Dichas medidas, y la posible extensión de las subastas andaluzas que implantó el PSOE desde la Junta y acaba de amortizar el PP, buscan el ahorro en un momento en el que los socialistas muestran que una cosa es predicar sobre el papel y otra muy distinta gobernar en base a la realidad. En el plan presupuestario que ha enviado a Bruselas, el Gobierno en funciones propone destinar en 2020 un 5,9% a Sanidad, porcentaje inferior al 7% prometido por Pedro Sánchez a Pablo Iglesias durante las negociaciones para formar gobierno, y una décima inferior a lo consignado en el plan actual. ¿Dará el 5,9% para pagar la inmunoterapia que va a llegar? Difícil parece.