Freno a la ilusión del proyecto de Ondara para Soria

la empresa aplica un ERE que afecta a 151 trabajadores a los que la Junta ayudará a través del Programa Retos, incentivando a otras compañías que los contraten

La consejera de Empleo e Industria, Ana Carlota Amigo, se reúne en la sede de la Delegación Territorial de Soria, con representantes de la empresa y del comité de empresa de Ondara
La consejera de Empleo e Industria, Ana Carlota Amigo, se reúne en la sede de la Delegación Territorial de Soria, con representantes de la empresa y del comité de empresa de Ondara FOTO: Concha Ortega Agencia ICAL

Golpe al desarrollo económico y social de la provincia de Soria. Y es que uno de los proyectos más ambiciosos y esperanzadores que tiene pensado llevar a cabo la empresa Ondara en las antiguas instalaciones de Aleia Roses -la plantación de cannabis para uso medicinal- ha dado un paso atrás y tendrá que llevar a cabo un expediente de regulación de empleo (ERE) que afectará a 151 trabajadores. El motivo, que no han recibido aún las autorizaciones administrativas pertinentes de la Agencia Española del Medicamento por lo que no pueden llevar a cabo la actividad.

«Es una muy mala noticia», decía la consejera de Empleo e Industria, Ana Carlota Amigo, tras reunirse con el comité de empresa de Ondara, aunque aseguraba que la Junta “no va abandonar a estos trabajadores” y les ayudara a través del Programa Retos, creando un bolsa de empleo para que tengan prioridad a la hora de ser contratados por otras empresas que, además podrán tener entre 10.000 y 12.000 euros de ayuda por cada contratación de alguno de estos trabajadores despedidos de Ondara.

«Estamos contactando con empresas de la provincia para explicarles las ventajas que tendrán si emplean a estos trabajadores que tienen experiencia y perfiles FP.

Si bien, el director de la empresa Antonio Carrión, señalaba que el compromiso de la compañía con este proyecto es firme, porque creen en él y consideran que puede ser tractor de empleo en la provincia soriana.

«Es un sector con mucho futuro y apostaremos fuerte por él», apuntaba, mientras avanzaba también que esperan lograr los permisos antes de verano para que la actividad eche a andar principios de 2023 y, por ende, conseguir recuperar el empleo.