La verdadera causa de la disolución de los Beatles hace 50 años

Paul McCartney lo hizo oficial el 9 de abril de 1970 pero el grupo ya estaba roto en mil pedazos

George Harrison, Ringo Starr, John Lennon y Paul McCartney cambiaron la historia de la música en los años 60 y provocaron el fenómeno fan en todo el mundo. En tan sólo ocho años, en los que publicaron 20 álbumes, la formación de Liverpool fue calificada como la mejor banda de la historia de la música. desataron la Beatlemanía y despertaron un movimiento cultural revolucionario que luego dejaron huérfano.

La historia de los Beatles es la historia de los egos de John y Paul, grandes líderes de la banda y cuyos desencuentros provocaron el anuncio por sorpresa de su disolución el 9 de abril de 1970. Ese día, Paul McCartney presentó su primer disco en solitario y cuando los periodistas le preguntaron si preparaba un nuevo disco con los Beatles, respondió con un rotundo “no” y cuando se preguntó sobre la posibilidad de poder volver a componer canciones con Lennon la respuesta fue la misma. La noticia cayó como una losa en todo el mundo. Periodistas y curiosos se concentraron en las puertas de la sede de Apple Corps. La noticia fue legó a ser calificada como un hito en el declive del Imperio Británico, informa “The Independent”.

El anuncio de McCartney fue un bombazo que ni el supo calibrar. Paul diría después que nunca pensó que el anuncio de que dejaba el grupo iba a suponer la disolución de la banda y que quedó devastado por las consecuencias de su anuncio. George Harrison y Ringo Starr no se lo esperaban y Lennon prefirió la sorna: “Fue agradable descubrir que todavía estaba vivo. ¡Él no renunció, lo despedí!”, dijo.

El anuncio de McCartney fue una traición para la banda. Lo acusaron de aprovechar se de ellos para tratar de relanzar su carrera. Los Beatles era un nido de egos, inseguridades, frustraciones, confusiones espirituales, hostilidad, falta de comunicación y muchas drogas duras. Además, la influencia cada vez mayor de Yoko Ono, la mujer de Lennon, no ayudó nada.

Pero la ruptura llevaba tiempo fraguándose. el propio Lennon ya había dicho a sus compañeros en 1968 que quería abandonar el grupo y que lo haría en septiembre de 1969. Él había fomado la banda y ahora quería destruirla.

Pero Lennon no fue el primero. En 1966 Harrison amenazó con dejarlo si no dejaban de salir de gira. Los conciertos eran cada vez más caóticos, era imposible cantar por encima de los gritos de las fans enloquecidas. En esta ocasión fue el propio McCartney el que lo convenció. Para Lennon fue la primera señal de que tenía que plantearse la vida sin los Beatles.

Los éxitos de las canciones de Paul le hicieron ganar cada vez más peso en el grupo y sus compañeros se sentían subestimados. La divisiones se vieron agravadas tras el viaje a India de 1968. Regresaron de allín con 40 canciones nuevas, pero el grupo había cambiado. La meditación influyó en sus composiciones y agrandaron sus diferencias personales, Además, El consumo de heroína de John comenzaba a ser más habitual y las composiciones de John bajo la influencia de la cocaína tampoco ayudaron. Fue el momento más bajo de la formación. Cuando tuvieron que grabar “The White” en 1968, llegaron a hacerlo en tres estudios separados. Lennon odiaba los edulcorados temas de McCartney y no soportaba los gritos primitivos y los experimentos artísticos de Lennon. Según confesó McCartney después, la ruptura se puede escuchar en “The Tension Album”.

Además, estaba el factor Ono, que John pretendía convertir en un integrante más de la banda. Lo acompañaba a todas partes, participaba en todas las sesiones y fue la principal barrera de separación entre Lennon y McCartney.

Los Beatles tocaron juntos por última vez el 18 de agosto de 1969 y grabaron “The End”, con Harrison contribuyendo con dos de sus mejores canciones en “Something” y “Here Comes The Sun”. “Abbey Road” fue la culminación de ocho años de inspiración y de búsqueda de nuevos sonidos.

El 8 de septiembre, McCartney, Lennon y Harrison se reunieron para decidir el futuro de los Beatles. Con un exceso de material, Harrison y Lennon estaban cansados ​​de tener que luchar contra McCartney para poder grabar sus canciones, por lo que Lennon sugirió que se grabaran cuatro canciones de cada uno y dos de Starr, pero tras el Rock and Roll Revival de Toronto el 13 de septiembre cambió de opinión y se enfrentó directamente a McCartney: “Creo que eres tonto. No iba a decírtelo, pero estoy separando al grupo. Es como un divorcio". Pero entre todos lograron convencerle de mantener en secreto el futuro de la banda.

En su granja escocesa, McCartney se puso a grabar su primer álbum. La gota que colmó el vaso llegó cuando Starr fue enviado a su casa para pedirle que moviera la fecha de lanzamiento de su álbum para dejar paso a “Let It Be”. McCartney echó a Starr de su casa y lo siguiente fue el anuncio de la disolución.

Los repoches contra McCartney fueron numerosos. Los fans acudieron a su casa para recriminarle el fin de la banda, pero el se defendió ante la prensa: “Ringo fue el primero, luego George, luego John. ¡Fui el último en irme! ¡No fui yo!".

En diciembre de 1970, Starr, Lennon y Harrison estaban dispuestos a regresar pero McCartney recurrió a los tribunales para disolver la banda, un proceso que se produjo formalmente el 9 de enero de 1975.