Neoludismo: ¿vuelven a resurgir los anti-tecnología en 2020?

.
.Brett Jordan (Unsplash) (nombre del dueño)

Desde que te despiertas hasta que acaba el día, puedes llegar a desbloquear tu móvil más de 80 veces según datos de Apple. Y este es solo uno de los muchos datos que atestiguan el uso intensivo que hacemos de los dispositivos móviles y de la tecnología.

De hecho, la tecnología está presente en prácticamente todos los ámbitos de nuestra vida, desde nuestro trabajo hasta nuestras compras y nuestras relaciones interpersonales. Cuesta imaginarse la existencia sin ella, aunque hay una corriente que sí lo hace y que, de hecho, opina que la tecnología no es precisamente sinónimo de ‘progreso’: el neoludismo.

¿Qué es el neoludismo?

En esencia, los neoluditas son aquellas personas que se oponen al desarrollo tecnológico. Es decir, se trata de una corriente de pensamiento que rechaza el avance de la tecnología y que tiene su origen en los luditas británicos del siglo XVIII.

Sin embargo, aunque esta definición parezca propia del pasado, hay quien piensa que en plena era digital estamos viviendo un resurgimiento de esta filosofía. Es decir, personas que creen que sin tecnología e Internet viviríamos en una sociedad mejor.

Pero… ¿qué tipo de cuestiones pueden rehusar los neoluditas en la actualidad? Estas son algunas de ellas:

- Inteligencia artificial: ¿Pueden los robots quitarnos el trabajo? Esa es la premisa del libro ‘Yo, Robot’ de Isaac Asimov, y una de las creencias del neoludismo. Por ello, los avances en inteligencia artificial no son bien vistos por los neoluditas, lo que llama la atención en un mercado laboral en el que cada vez hay más espacio para los robots, desde tareas más mecánicas hasta otras más creativas y sociales como los recursos humanos.

- Tecnología mobile: Otra de las grandes revoluciones digitales ha sido el desarrollo de dispositivos móviles. En nuestra palma de la mano tenemos acceso al mundo, y la posibilidad de hacer ilimitadas gestiones, desde controlar nuestras finanzas en la app de nuestro banco hasta enviar e-mails. Sin embargo, los neoluditas creen que los Smartphones nos generan mucha dependencia y adicción y que, por eso, estaríamos mejor sin ellos.

- Redes sociales: Los humanos somos seres sociales y nuestras vías de comunicación han ido transformándose con el tiempo. A día de hoy, no podríamos entender nuestra relación con familiares, amigos, clientes o parejas sentimentales sin las redes sociales y apps de mensajería. Excepto los neoluditas, que opinan que estas herramientas comunicativas nos alejan de nuestros seres queridos.

¿Tiene futuro el neoludismo hoy en día?

En una sociedad digital como la que vivimos, en la que la aparición de nuevas tecnologías como el 5G está a la orden del día, cuesta creer que pensamientos como el neoludismo puedan tener un largo recorrido.

No obstante, sí es cierto que la tecnología es solo una herramienta, y que para evitar sus efectos negativos es importante usarla con responsabilidad. Por ejemplo, no ser dependientes de ella o no hacer un uso excesivo de plataformas como las redes sociales que desemboque en trastornos mentales y adicciones.

La tecnología ha cambiado nuestra vida y gracias a ella digitalizamos trámites, ahorramos tiempo o derribamos barreras geográficas, entre muchísimas otras cosas. De nosotros depende que siga siendo así o que la parte negativa gane terreno.