Depósitos o cuentas remuneradas: ¿qué es más rentable para mis ahorros?

El rendimiento de los depósitos de 12 a 24 meses es cada vez más escaso por lo que es un buen momento para cambiar la estrategia de inversión

No hay ninguna entidad que ofrezca depósitos con una rentabilidad superior al 1%, por lo que las cuentas remuneradas son una alternativa real para los ahorradores

Los depósitos a un año son un producto muy popular entre los inversores, pero su rentabilidad es cada vez más escasa y no para de bajar. El pasado mes de agosto el rendimiento de estos productos financieros de 12 a 24 meses cayó al 0,04%, según datos del Banco de España, por lo que es un buen momento para encontrar alternativas con las que exprimir al máximo nuestros ahorros.

¿Qué es un depósito a plazo?

Los depósitos a plazo son operaciones que consisten en la entrega de una cantidad determinada de dinero a una entidad bancaria durante un periodo de tiempo (en este caso, 12 meses). Una vez pasa ese plazo, el banco le devuelve al cliente su dinero, más un interes pactado previamente.

Hasta hace muy poco había depósitos a un año que ofrecían un rendimiento pobre, pero sin riesgos. Es el caso de entidades como Banca Farmafactoring, cuya Cuenta Facto destacaba por el rendimiento a un año al 1,25%, pero ha optado por reducirlo al 0,42% TAE a ese plazo, según recoge la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU).

De esta forma, ahora no hay ninguna entidad que ofrezca rendimientos por encima del 1%. La que más se acerca en estos momentos es Banco Pichincha al 0,8% TAE, interés que también ofrece su marca comercial Pibank, mientras que Openbank se coloca a más distancia con el 0,2% TAE a 13 meses. Estos productos están cubiertos por el Fondo de Garantía de Depósitos español, que protege hasta 100.000 euros por cuenta y titular, excepto en el caso de la Cuenta Facto.

No obstante, con la caída de la rentabilidad, las cuentas remuneradas se presentan como alternativa de bajo riesgo real. La OCU ve atractivo en este producto, sobre todo en las de Openbank o MyInvestor, que ofrecen un rendimiento al 1% para un máximo de 5.000 y 15.000 euros, respectivamente.

¿Qué son las cuentas remuneradas?

La cuenta remunerada también es un producto que está pensado para obtener rentabilidad. Se encuentra a medio camino entre una cuenta corriente y una cuenta de ahorro, ya que permite realizar operaciones como transacciones, pago de recibos o ingresos, pero obteniendo un rendimiento por tu dinero. Se diferencia de los depósitos a plazo en que puedes disponer de tu dinero siempre que quieras, mientras que con los depósitos no puedes utilizar los ahorros hasta que termine un periodo de tiempo determinado.

Aún así, los depósitos siguen siendo la opción favorita de los ahorradores, ya que el volumen destinado a estos productos se incrementó trimestralmente en un 40,95% frente a otros activos financieros, según indica la OCU en su publicación mensual sobre inversiones.