Economía

El «Black Friday» pincha en las tiendas de barrio

El conjunto del comercio minorista apenas notó los descuentos y sólo facturó un 1,5% más

El conjunto del comercio minorista apenas notó los descuentos y sólo facturó un 1,5% más.

Publicidad

La fiebre del «Black Friday» ha bajado algunas décimas este año. Pese a los renovados intentos de las grandes cadenas para que este aluvión de descuentos previos a las Navidades les permitan deshacerse de los excedentes acumulados, el hecho es que el frenesí con el que los consumidores españoles adoptaron esta tradición comercial estadounidense ha ido decayendo progresivamente. De hecho, el pasado mes de noviembre las ventas del comercio minorista (excluidas estaciones de servicio) subieron un 1,5%, mientras que en 2017 repuntaron un 2,9%, en 2016 lo hicieron un 4,2%, en 2015 un 4,6% y en 2014 un 2,8%, según los datos avanzados ayer por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Por formatos comerciales, el que menos tajada logró sacar de esta semana de descuentos fue el pequeño comercio, cuyas ventas bajaron en noviembre el 0,1%. En 2017 subieron el 0,2%, en 2016 el 2,8% y en 2015 el 3,9%.

Las grandes cadenas y las grandes superficies fueron las que más incrementaron su facturación en tasa interanual, un 2,8% y un 2,4%, respectivamente, mientras que las pequeñas cadenas lo hicieron en un 1%.

Según el INE, las ventas de los productos alimenticios subieron un 1,1% interanual, mientras que las de los no alimenticios avanzaron un 1,8%. Entre estos últimos, el mayor aumento de la facturación lo experimentó el equipo del hogar (4,4%), seguido del equipo personal (1,7%) y de otros bienes (0,8%). Por su parte, las ventas en estaciones de servicio subieron un 2,2% interanual.

Publicidad

En noviembre la facturación del comercio minorista subió en términos interanuales en 16 comunidades autónomas y se mantuvo estable en Galicia. Navarra (+3,8%), La Rioja (+3,1%) y Baleares y Murcia, ambas con un alza del 3%, registraron los mayores avances en las ventas.

Según explicaron a Efe fuentes de la Confederación Española del Comercio (CEC), la «democratización» del «Black Friday» ha hecho que esta campaña, que ahora supone el pistoletazo de salida para las compras de Navidad, «haya tocado techo de alguna forma» entre los consumidores españoles.

Publicidad

No obstante, desde la confederación que defiende los intereses del pequeño comercio, confían en que como consecuencia de un «Black Friday» más flojo que el del año pasado, «la campaña de Navidad y de Reyes será mejor y se superarán las ventas, con un crecimiento estimado en el entorno del 3% interanual».