Mercadona amplía su ventaja como líder de los supermercados

Lidl vuelve a ser la cadena que más crece en España

El presidente de Mercadona, Juan Roig
El presidente de Mercadona, Juan Roig

La cadena valenciana incrementa su cuota de mercado 0,7 puntos, hasta el 23,6% y Lidl es la cadena que más crece en España.

Mercadona reina con mano de hierro en el sector de la distribución alimentaria. La cadena valenciana ha ampliado su ventaja como líder del sector durante el primer trimestre del año. Según los datos de Kantar Worldpanel, entre enero y marzo ganó 0,7 puntos de cuota de mercado, hasta alcanzar el 23,6%. La compañía ha logrado en el arranque de año ganar cuota de mercado en la sección de alimentación envasada, lo que sumado al crecimiento que le aporta la sección de frescos, le ha permitido afianzar su posición, según Kantar. Carrefour se mantiene como segunda compañía de distribución alimentaria, con una cuota del 8,5%, 0,1 puntos más que hace un año. La multinacional francesa ha paliado la mala evolución en España de su buque insignia, los hipermercados, “con una estrategia de onmicanalidad, donde el canal online y los formatos de proximidad tienen cada vez mayor protagonismo”, asegura el informe difundido hoy.

No le han ido también las cosas en el arranque del ejercicio al inquilino del tercer escalón del podio, Grupo DIA. Con un cuota del 8,2%, ha cedido 0,5 puntos con respecto a 2016. Kantar asegura que aunque sus nuevas enseñas, La Plaza y Clarel, están teniendo un comportamiento positivo, su formato de tienda más clásico pierde peso “ante la cada vez mayor competencia en los centros urbanos”. “Habrá que ver en los próximos meses el impacto de la reciente reestructuración de sus unidades de negocio y cómo impacta su acuerdo con Eroski para negociar en conjunto por la marca de distribución”, advierte Florencio García, Retail Sector Director de Kantar.

Tras Mercadona, Lidl vuelve a ser la cadena que más crece en España. La enseña alemana avanza 0,4 puntos y ya copa el 4,3% del mercado gracias a su estrategia de competir en todas las secciones, reforzando sus líneas de perfumería, alimentación gourmet e incluso textil, logrando mejoras en todas las secciones. Tanto Lidl como Mercadona se han visto beneficiadas por “la importante inversión en sus locales y su ritmo de aperturas, que les permite acelerar su crecimiento e incrementar su penetración en el mercado español”, asegura García.

Frente a las grandes cadenas, los supermercados regionales mantienen una buena posición. Cadenas como la valenciana Consum o la andaluza Condis han avanzado a doble dígito en el arranque de año, un crecimiento similar al experimentado por el otro “discounter” alemán, Aldi.

En cuanto al comercio electrónico, en los tres primeros meses el de gran consumo creció un 22,2%. Aunque su peso sigue siendo todavía muy limitado, durante el periodo, uno de cada diez hogares compró alimentación para el hogar vía online. El desafío ahora no es sólo consolidar este crecimiento en los próximos años, sino que las cadenas consigan rentabilizar un canal que, a día de hoy no aporta pérdidas pero tampoco ganancias a las compañías, en el mejor de los casos.