Begoña Aramendía, segunda mujer que asciende a general en las Fuerzas Armadas

El Consejo de Ministros aprueba el ascenso de la actual vicesecretaria general técnica del Ministerio de Defensa

La ya general Begoña Aramendía
La ya general Begoña AramendíaMinisterio de Defensa

Prácticamente dos años después de que una mujer ascendiera por primera vez a general en las Fuerzas Armadas, ha llegado el turno de la segunda. Y es que el Consejo de Ministros ha dado hoy el visto bueno al ascenso de la hasta ahora coronel Begoña Aramendía Rodríguez de Austria, actual vicesecretaria general técnica en el Ministerio de Defensa, quien ha señalado que, “como mujer, es un orgullo, soy consciente de que soy un referente para las que vienen”.

Tal y como ha explicado el Departamento que dirige Margarita Robles en un comunicado, “esta promoción es un nuevo e importante paso en el proceso de integración de la mujer en el Ejército particularmente en la línea de mando, a la que se van incorporando cada vez más mujeres”. En la actualidad, las Fuerzas Armadas cuentan con 15.584 mujeres, el 12,84 por ciento del total de efectivos, una cifra que lleva prácticamente estancada 15 años.

La nueva general de brigada, procedente de una familia con una larga tradición militar, pertenece al Cuerpo Jurídico Militar, al que llegó en 1989, en la primera promoción en la que se permitió el ingreso de mujeres. Tal y como explica a través de Defensa, “alcanzar el generalato es una satisfacción, supone culminar una carrera y el reconocimiento al esfuerzo de 32 años de servicio”

“Hay igualdad de oportunidades”

“Como mujer es un orgullo, soy consciente de que soy un referente para las mujeres de las Fuerzas Armadas que vienen detrás” y “también demuestra que hay igualdad de oportunidades en el Ejército”, ha apuntado también la general Aramendía, una militar que, al igual que la general Patricia Ortega (primera mujer en elcanzar la cúpula militar), pertenece al Cuerpo de Ingenieros Politécnicos del Ejército de Tierra.

Nacida en Sidi Ifni (Marruecos) el 1 de octubre de 1965, Begoña Aramendía se licenció en Derecho por la Universidad de Zaragoza en 1988 e ingresó en el Cuerpo Jurídico Militar en 1989. Desde 1990 ha ocupado destinos de asesoría jurídica en la Armada, en Canarias, en la Escuela Naval Militar y en el Cuartel General de la Armada, compaginándolos con funciones de profesorado. Durante 12 años ha sido fiscal en la Fiscalía de la Sala de lo Militar del Tribunal Supremo, y desde 2008 ha ocupado distintos cargos en el órgano central del Ministerio de Defensa, el último desde octubre de 2019 como vicesecretaria general técnica.

Junto a esto, la nueva general también ha participado en cuatro operaciones en el exterior: Kosovo (2000), Afganistán (2003), Bosnia-Herzegovina (2006) y Líbano (2008). Una larga carrera en la que ha recibido 23 condecoraciones, entre las que destacan varias cruces al mérito militar del Ejército de Tierra, de la Armada, Aeronáuticas y de la Guardia Civil, así como la Cruz Distinguida de 1ª clase de la Orden de San Raimundo de Peñafort, muy valorada entre los juristas, y la última, la Medalla Conmemorativa de la “Operación Balmis”.

En la actualidad, las Fuerzas Armadas cuentan con unas 15.584 mujeres, el 12,84 por ciento del total de efectivos (121.366), siendo el Ejército de Tierra en el que más hay: 8.910. En el Ejército del Aire hay 2.938 y en la Armada 2.747. Tras las dos primeras mujeres generales, hay otras 25 coroneles en las Fuerzas Armadas, de las que al menos tres han superado ya el curso de ascenso a general.