“Digan lo que digan, Bildu es ETA”

Un tuit suyo sobre la actualidad política le ha puesto en el punto de mira de la opinión pública. LA RAZÓN ha entrevistado al artista, que no ha dudado en alzar la voz sobre lo ocurrido

PITINGODISCOGRAFICALa Razón

Pitingo ha explotado. Un tuit suyo sobre la actualidad política le ha puesto en el punto de mira de la opinión pública: «Que se presenten los yihadistas a las elecciones, seguro que sacan algún escaño. ¡Vergonzoso lo que está pasando en este país!».

Con motivo de ello, LA RAZÓN ha entrevistado al gran artista de Ayamonte, un virtuoso del arte que no ha dudado en alzar la voz sobre lo ocurrido: «Estoy, como muchísimos españoles, indignado con lo que está pasando, viendo cómo pactan con Bildu, que es ETA digan lo que digan. Y yo, que soy hijo y hermano de Guardia Civil, he vivido muy de cerca, en un cuartel, cómo ETA estaba todo el día intentando poner una bomba, cómo mi padre tenía que mirar los bajos del coche, cómo mi hermano tenía miedo cuando iba a trabajar, cómo amigos míos se han tenido que ir de España por amenazas de la ETA... No es una cuestión de izquierdas o derechas, es una cuestión de ética y dignidad. Y ahora resulta que dices una cosa y toda esta gente que defiende la libertad y el buenrrollismo son los más dictadores que hay y unos faltones. No sé qué está pasando -prosigue-, me da la sensación de que a una gran parte de España le parece bien todo esto del tema de ETA, estoy un poco perplejo, me parece vergonzoso. Y si ser de izquierdas tiene que ser ‘eso’, yo no soy ‘eso’, estoy en contra completamente de este Gobierno».

Y Pitingo añade: «Unas personas que se han tirado matando 40 años, ahora están en el Parlamento y formando parte del Gobierno. Quién sabe si el día de mañana los yihadistas montan un partido político y pactan también con Pedro Sánchez...».

-Hablan de pactos, traslados y beneficios penitenciarios...

-Yo sé que detrás de todo esto está Pablo Iglesias también. Jamás en mi vida he hablado de política, esta es la primera vez, pero es indignante. ¿Solamente se va a mirar por los independentistas y los etarras? ¿Y los demás, qué? ¿Qué pasa con el resto de España?

-Entonces, cree que Pablo Iglesias en todo esto es clave.

-No lo digo yo, lo dicen los propios dirigentes del PSOE. Están diciendo que las directrices las está marcando Podemos... Y, a parte, me parece un engaño todo lo que están haciendo. El Gobierno dijo: «Con Bildu, no» doscientas veces, y al final, con Bildu, sí. Yo creo que los que tendrían que estar enfadados son los votantes del PSOE, no los que no los hemos votado. Porque yo no he votado a PSOE ni a Podemos.

-¿Qué cree que le está pasando a este Gobierno?

-Pues que esa moqueta es muy blandita y se está muy a gusto. El poder es lo que tiene, y todo lo hacen a costa del poder. Yo no claudico con este Gobierno para nada y no es una cuestión de izquierdas o derechas, si la derecha hiciese lo mismo, criticaría exactamente igual. Pero esto ya no es un Gobierno, ya no sé lo que es... es de todo menos un Gobierno. Ahí mira cada uno por lo suyo mientras los demás vemos la televisión. La gente sin cobrar los ERTE, la gestión de la pandemia es desastrosa, las mascarillas, lo de ETA... Todo es vergonzoso. En qué cabeza cabe que la gente normalice a un partido asesino, porque lo es, quien diga lo contrario está completamente equivocado.

GRAF120. MARBELLA (MÁLAGA), 08/08/2020.- El cantante Pitingo durante el concierto del Festival Starlite ofrecido esta noche en la localidad malagueña de Marbella. EFE/Antonio PazAntonio PazEFE

-¿Los artistas tienen miedo de pronunciarse?

-Claro que hay miedo, pero, ¿por qué voy a estar callado, por qué si digo algo soy un facha? Pues resulta que soy mestizo, no soy racista, no soy homófobo... Entonces, a ver, ¿qué coño dicen de mi? Si ser facha es no pensar como ellos, pues seré facha, aunque no lo sé, yo no me considero eso. Nosotros no podemos hablar de nada porque en seguida te tachan de facha y sé que esto me va a traer consecuencias, pero no me importa. No podemos estar con la edad que tenemos callados, con miedo, porque esto parece una dictadura escondida. Y, ahora, el Ministerio este de la verdad... Los artistas que salieron en su día «de la ceja» yo los respeto, quiero y admiro, tienen sus ideas políticas, pero que nos dejen también tener las nuestras y que no nos tachen de fachas porque no lo somos. No soy solo yo, son muchos los artistas que piensan como yo, pero no se atreven.

-Usted ha dicho que «me tienen que matar para callarme».

-Desde luego. Llevaba tiempo aguantando muchísimas tonterías, pero ya no puedo más. Ahora hablo con total libertad, porque me da la sensación de que no hay libertad, de que tenemos que estar escondidos... El que es de derechas no puede hablar porque es franquista. ¿De qué coño estamos hablando? Si yo no he vivido con Franco ni nada de nada. Tengo 40 años y estos últimos cuatro está siendo una cosa bárbara de la gente hablando de política, a los chavales se les está metiendo unos pajaritos en las universidades... Unas cosas que no entiendo. Eso no lo he vivido yo cuando tenía 18.

-¿Y a dónde cree que va toda esta confusión?

-Esto ira a más, seguro, y la gente se cansará y, si no se cansan, oye, ahí tenéis lo que habéis votado. Lo malo es que por lo que han votado vamos a pagar todos los demás. Yo no soy de izquierdas, de esta, desde luego no, a lo mejor de otra puedo serlo el día de mañana, quizá. Porque esta es una izquierda radical, comunista.