Deloitte advirtió ya en 2004 del riesgo inmobiliario

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

Deloitte, la empresa encargada de los informes de auditoría de las cuentas de Cajasur durante los últimos ejercicios, denunció ya en 2004 el significativo incremento de su «riesgo crediticio de financiación de la actividad inmobiliaria bien a través de sociedades participadas con tercero o mediante acuerdos de colaboración con determinados acreditados». En el punto tercero de su informe, Deloitte advierte a la caja cordobesa de que a 31 de diciembre había excedido los límites de concentración de riesgos vigentes.En el informe de Deloitte correspondiente a 2009, la auditora vuelve a insistir en el tema inmobiliario, que une al deterioro de la economía en general para justificar la pérdidas de la caja, 596,2 millones de euros. Cajasur sumaba un total de 3.656 millones de euros en créditos concedidos a los sectores constructor e inmobiliario, lo que suponía el 28% del total de su cartera crediticia (13.689 millones), por encima de lo recomendado. La entidad contabilizaba 78.8 millones de euros en suelo destinado a promociones inmobiliarias que generaron 24,2 millones de pérdidas.Cajasur informó a Deloitte y, por supuesto, al Banco de España de la puesta en marcha de un programa para volver a cumplir la ratio de solvencia y aumentar los recursos propios «en el marco de un proceso de fusión» con Unicaja. Los miembros de la alta dirección de Cajasur (Santiago Gómez y los tres vicepresidentes) se repartieron 1,6 millones en retribuciones, un 2% más que en el año 2008.

 

4 SANCIONES1/ a los directivosLa dirección de Cajasur podría enfrentarse a multas de hasta 150.000 euros para cada uno de los miembros que la integran debido a su mala gestión al frente de la entidad cordobesa.2/ inhabilitaciónAdemás de las sanciones económicas, los directivos podrían ser inhabilitados hasta diez años para ejercer en el sector financiero, según la Ley de Disciplina e Intervención del Banco de España.3/ infracción muy graveLa Ley contempla sanciones para las entidades financieras con multas de hasta el 1% de los recursos propios o hasta 300.000 euros si el porcentaje fuera inferior a esta cifra, para las infracciones muy graves.4/ graves y levesEn el caso de infracciones graves, multas de hasta el 0,5% de los recursos propios o hasta 150.000 euros si el porcentaje fuera inferior a esta cifra. Las leves pueden suponer multas de hasta 60.000 euros.