África

Al menos 11 personas mueren en varios ataques en el norte de Nigeria

Al menos 11 personas, entre ellas un agente de Policía, resultaron muertas tras varios ataques coordinados sobre comisarías, una prisión y un colegio en la ciudad de Kano, en el norte de Nigeria, informaron hoy fuentes oficiales.

Según el comisario de Policía Ibrahim Idris, sus efectivos mataron a 10 de los asaltantes, que llevaron a cabo su operación ayer, y otros tres fueron arrestados.

"Un número bastante elevado de asaltantes escaparon, pero con heridas de bala, por lo que llamamos a los miembros del público a que nos den información si ven a alguien con herida de bala queriendo recibir tratamiento", afirmó Idris ante la prensa.

Los asaltantes detonaron explosivos y dispararon durante su ataque a la comisaría central de Dala, el cuartel de Jakara, la prisión de Goron Dutse y la escuela secundaria de Sabuwar Doka.

Aunque ningún grupo se ha responsabilizado de los ataques, miembros de la secta radical islámica Boko Haram ha llevado acabo numerosos asaltos sobre Kano, que se han intensificado desde el mes de enero, cuando uno de ellos se cobró la vida de unas 180 personas.

Este último ataque se produjo tan solo un día después de que el presidente de Nigeria, Goodluck Jonathan, nombrara a un nuevo consejero en Saguridad Nacional, Sambo Dasuki, con el que se pretende "encontrar nuevas tácticas"para luchar contra Boko Haram.

La semana pasada, varios ataques sobre iglesias cristianas en el norte de Nigeria y consecuentes actos de represalia dejaron al menos 100 muertos.

Desde 2009, Nigeria ha sufrido incesantes atentados y ataques de hombres armados miembros de la secta radical islámica Boko Haram que han dejado más de 1.200 muertos.

Con unos 170 millones de habitantes pertenecientes a más de 200 grupos tribales, Nigeria, el país más poblado de África, sufre múltiples tensiones por sus profundas diferencias políticas, religiosas y territoriales.