Goteo diario

La Razón
La Razón FOTO: La Razón

Me refiero al que se produce respecto a la boda del año. Todos los días hay algo nuevo. Ahora sabemos que Su Majestad el Rey recibió a la pareja, me refiero, claro está, a Cayetana y Alfonso. Además, me consta que Don Juan Carlos estuvo especialmente cariñoso. Con esta audiencia, el monarca ha querido hacer pública la autorización real de la boda a la que se someten todos los grandes de España. En la actualidad, esta autorización real es una tradición que se sigue respetando sin que sea vinculante. En otros tiempos la decisión real era de obligado cumplimento. Esta boda no solo está interesando en España, hay más de 30 medios extranjeros que estarán en la puerta de Dueñas el próximo miércoles día 5 de octubre. Si sumamos los españoles, habrá mucha más gente fuera que dentro de palacio. Mi incapacidad para entusiasmarme con el fútbol es pública y notoria, pero he de admitir que si los presidentes de los clubes fuesen como Miguel Guillén, el presidente del Real Betis, todo este mundo me interesaría mucho más. Licenciado por varias universidades, hablando inglés y francés, idiomas que no ha hablado ningún presidente del Gobierno español, ni tan siquiera el próximo; muy educado, buena planta, elegante... En fin, un mirlo blanco. Esperemos que logre poner al Betis, que es un gran activo para Sevilla, en un lugar de alto nivel. Fácil no lo tiene, porque si Rajoy se puede encontrar con una herencia envenenada, este estupendo señor se ha encontrado con deudas que ascienden a más de quince mil millones de las antiguas pesetas. Suerte y, más que al toro, a meter goles en la portería contraria, y así sumar muchos puntos que produzcan buenos ingresos televisivos y patrocinadores rumbosos. Lo necesitan los sufridos aficionados de toda la vida y también Sevilla en general.