Una pitbull le arranca el brazo a un niño de 4 años que quiso acariciar a sus cachorros

Los abuelos del pequeño Axel Foster dieron la voz de alarma ante el trágico incidente que se produjo en la ciudad de Tecumseh (Oklahoma)

El pequeño Axel fue trasladado inmediatamente al hospital, pero resultó imposible para los médicos volver a unir la extremidad a su cuerpo
El pequeño Axel fue trasladado inmediatamente al hospital, pero resultó imposible para los médicos volver a unir la extremidad a su cuerpo

Un niño de cuatro años ha perdido uno de sus brazos después de que la pitbull de su abuela se lo arrancase a base de mordeduras. Los hechos ocurrieron el pasado viernes en la ciudad de Tecumseh, Oklahoma (Estados Unidos).

El relato señala que Axel Foster, la víctima, trató de meter la mano en el corral del perro, según informa ‘Fox News’. Ante esta acción, la reacción del animal fue la de abalanzarse sobre el niño de forma muy agresiva y comenzar a morderle hasta arrancarle el brazo.

Los abuelos, que se encontraban cuidando del pequeño, dieron la voz de alarma. Los oficiales que se personaron en la casa se mostraron muy sorprendidos por la escena. “Podía ver el brazo dentro del corral y uno de los cachorros estaba tratando de morderlo”, relató Aaron McCormick, uno de los agentes que presenció la escena.

“Cuando los oficiales y el control de animales intentaron recuperar el brazo, la perra se volvió agresiva con ellos”, agregó el jefe del Departamento de Policía de Tecumseh, JR Kidney. El agente señaló que había visto mordeduras de perros con anterioridad, pero “nunca una amputación completa”.

El pequeño Axel fue trasladado inmediatamente al hospital, pero debido a la gravedad de las heridas resultó imposible para los médicos volver a unir la extremidad a su cuerpo.

“Corrimos al hospital. Cuando llegamos allí, las enfermeras confirmaron que su brazo estaba desmembrado de su cuerpo. No sé por lo que está pasando. Yo nunca pasé por eso, y él es sólo un niño”, declaró la madre del pequeño al medio local KFOR.