Notorios antivacunas en el funeral de los gemelos más famosos de Francia

Igor y Grichka Bogdanoff murieron de coronavirus con seis días de diferencia. Hoy se han celebrado sus exequias

Los hermanos Igor y Grichka
Los hermanos Igor y Grichka FOTO: Twitter Twitter

Hoy se ha celebrado en la Madeleine de París el último adiós de los gemelos más famosos de Francia. Los seres queridos de Igor y Grichka Bogdanoff, conocidos por haber lanzado el primer programa de ciencia ficción en la televisión francesa, acudieron a su funeral. Ambos fallecieron tras haberse contagiado de la covid-19. Ninguno estaba vacunado contra esta enfermedad.

Los hermanos Bogdanoff ingresaron el 15 de diciembre en el hospital Georges Pompidou de la capital gala. Grichka murió primero, el 28 de diciembre a las 72 años. A los seis días, el 3 de enero, se confirmó el deceso de Igor. La prensa francesa indica que no eran negacionistas de la pandemia de coronavirus, simplemente rechazaban la vacuna.

A la salida del funeral y sin mascarilla, el diario “Le Parisien” entrevistó al famoso cantautor Francis Lalanne. El intérprete, a pesar de ser una misa muy concurrida, no se puso la mascarilla. Lalanne alabó a los Bogdanoff y compartió anécdotas de ambos eran “seres de luz”. Al preguntarle sobre la decisión de los gemelos a no vacunarse, Lalanne confesó que él “ha tomado la misma decisión”. Y es que según el cantante, en la misma línea que los hermanos Bogdanoff, “no es una vacuna sino un tratamiento experimental que no proporciona inmunidad. Decir que es una vacuna es publicidad falsa”, manifestó.

El periodista de “Le Parisien”, insiste. ¿Seguirían vivos Igor y Grichka Bogdanoff si se hubieran vacunado contra la covid-19? Lalanne responde molesto que “la vacuna no les habría protegido más, desde luego que no”. Y añade, siempre en su opinión y sin rigor científico, “la mayoría de las personas que son víctimas de la covid son personas que han recibido varias dosis”.

Francia está gestando una lucha contra los antivacunas y negacionistas de la pandemia. La amenaza de endurecer las restricciones y aislar a los no vacunados, parece está funcionando. Según recoge la agencia EFE, un total de 230.000 personas que no se habían vacunado recibieron su primera dosis durante la pasada semana, anunció este lunes el ministro de Sanidad, Olivier Véran, en una comparecencia en el Senado donde se ha empezado a tramitar el proyecto de ley sobre el certificado de vacunación.

Se trata de la cifra de personas vacunadas por primera vez desde el pasado mes de septiembre.

Véran hizo hincapié en que antes incluso de que el proyecto de ley que impondrá el certificado de vacunación en lugar del certificado sanitario esté aprobado y entre en vigor ya está produciendo efectos y se mostró convencido de que la tendencia de la semana pasada va a continuar.

Y es que cuando se apruebe el restrictivo pasaporte covid, los no vacunados en Francia no podrán entrar en bares, restaurantes ni usar el transporte público.

Al finalizar la semana pasada había algo más de 52 millones de personas con la pauta completa, lo que significa un 77,2% de la población total pero más del 90% de los adultos.