Política

Estados Unidos pide la extradición de Assange tras su detención en Londres

Ecuador ha retirado el asilo al fundador de Wikileaks por violar las convenciones internacionales y el protocolo de convivencia. Washington pide la extradición del informático mientras su abogado dice temer por la vida de su cliente si es enviado a EE UU

El fundador de Wikileaks, Julian Assange, tras ser arrestado
El fundador de Wikileaks, Julian Assange, tras ser arrestado

Ecuador ha retirado el asilo al fundador de Wikileaks por violar las convenciones internacionales y el protocolo de convivencia. El abogado de Assange dice temer por su vida si es enviado a EE UU.

Un juez británico ha declarado hoy culpable por haber roto los términos de su libertad condicional al activista australiano Julian Assange, que recibirá una pena de hasta doce meses en el Reino Unido por ese delito cuando sea sentenciado más adelante.

Assange, que fue detenido esta mañana por la policía británica en la embajada de Ecuador en Londres, donde estaba refugiado desde 2012, afronta además una petición de extradición por parte de Estados Unidos, donde podría ser condenado a cinco años de prisión. En EEUU se le acusa de “conspiración” para infiltrarse en computadores gubernamentales. “Assange ha sido acusado de conspiración para cometer una intrusión en computadoras (...). Se enfrenta a una pena máxima de cinco años en prisión en caso de ser declarado culpable”, señaló el Departamento de Justicia en un comunicado.

EE UU considera que Assange colaboró con la ex soldado Chelsea Manning, que en 2010 filtró al portal WikiLeaks más de 700.000 documentos clasificados, para intentar descifrar las claves de acceso de equipos del Gobierno con los que acceder a dicha información para dificultar su posible identificación. La relación entre Assange y Manning, que por aquel entonces trabajaba como analista de inteligencia para el Departamento de Defensa de EEUU bajo el nombre de Bradley Manning, era conocida desde hace años, pero se creía que el activista australiano apenas había sido un receptor de la información enviada por el militar.Julian Assange, fundador de Wikileaks, ha sido detenido este jueves por la Policía Metropolitana en el interior de la Embajada ecuatoriana en Londres, donde se refugió en junio de 2012, según ha anunciado Scotland Yard en un comunicado, después de que Ecuador haya procedido a retirarle el asilo. El arresto se ha producido en virtud de una orden emitida por el Tribunal de Magistrados de Westminster el 29 de junio de 2012, después de que este no se entregara a la corte, según la Policía.

Según el Departamento de Justicia de Estados Unidos, Assange sería acusado de conspirar con Chelsea Manning para “hackear” ordenadores y obtener información clasificada del Gobierno estadounidense.

"Casi 7 años después de entrar en la Embajada ecuatoriana, puedo confirmar que Julian Assange está ahora bajo custodia policial y se enfrenta a la justicia en Reino Unido", ha señalado por su parte el ministro del Interior británico, Sajid Javid. "Me gustaría agradecer a Ecuador por su cooperación y a la Policía Metropolitana por su profesionalidad", ha añadido. "Nadie está por encima de la ley", ha sostenido en su Twitter.

Según Scotland Yard, los agentes tenían "la obligación de ejecutar la orden"y "han sido invitados a entrar en la Embajada por el embajador, después de que el Gobierno ecuatoriano le haya retirado el asilo". El propio presidente ecuatoriano, Lenín Moreno, ha anunciado en un mensaje de vídeo publicado en su cuenta oficial de Twitter este extremo. "Conceder asilo o retirarlo es facultad soberana del Estado ecuatoriano", ha sostenido Moreno.

Sin embargo, "la conducta irrespetuosa y agresiva"de Assange y "las declaraciones descorteses y amenazantes de su organización", así como "la transgresión de los convenios internacionales han llevado a la situación a un punto en el que el asilo de Julian Assange es insostenible e inviable", ha explicado.

"Ecuador soberanamente da por finalizado el asilo diplomático concedido al señor Assange en el año 2012", ha anunciado el presidente ecuatoriano, después de que la semana pasada Wikileaks ya hubiera adelantado que la salida de su fundador de la Embajada era "cuestión de horas o días".

Por su parte, el ex presidente ecuatoriano Rafael Correa llamó “traidor” Moreno. “El traidor más grande de la historia ecuatoriana y latinoamericana, Lenín Moreno, permitió que la Policía británica entre a nuestra Embajada en Londres para arrestar a Assange. Moreno es un corrupto, pero lo que ha hecho es un crimen que la humanidad jamás olvidará”, indicó Correa a través de su perfil en la red social Twitter.

Wikileaks ha denunciado en su Twitter que "Ecuador ha dado término de forma ilegal al asilo político concedido a Assange en violación del Derechos Internacional". El portal de filtraciones ha subrayado que "Julian Assange no ha 'salido de la embajada'"sino que "el embajador ecuatoriano ha invitado a la Policía británica dentro y ha sido detenido".


Carlos Póveda, abogado ecuatoriano de Assange, dijo temer por la vida del activista si es extraditado a EEUU, tras la orden de captura y extradición presentada contra él en Londres y la terminación de su condición de asilado. “Estamos preocupados inmensamente por las decisiones del Gobierno ecuatoriano”, dijo Poveda, que forma parte del equipo internacional de abogados, que encabeza el español Baltasar Garzón. “En este momento la Comisión Interamericana está analizando la reapertura (del caso) frente a un evento consumado que es la salida de Assange de la Embajada ecuatoriana en Londres”, se lamentó.

La organización Reporteros Sin Fronteras (RSF) pidió al Reino Unido que anteponga la defensa de la libertad de prensa y de protección de las fuentes para rechazar la demanda de extradición a Estados Unidos de Assange.