La ofensiva yihadista llega a los escaparates de Mosul

La ofensiva religiosa del Estado Islámico en Mosul, intensificada en los últimos días, ha obligado a los cristianos a convertirse, a huir o a pagar un impuesto antes del mediodía del sábado. Esta ofensiva ha sido llevad aal extremo a todos los niveles y ha llegado incluso a los escaparates de las tiendas de moda. Desde hace unos días, los comerciantes de la ciudad están obligados a poner el velo islámico a los maniquíes masculinos y femeninos. el grupo sunita, que tomó el control de la ciudad el pasado mes de junio, en línea con las más estrictas interpretaciones de la ley islámica, prohíben la creación de estatuas o representaciones artísticas de los humanos al natural. Como los rostros de los maniquíes tienen forma humana, les han obligado a taparlos. A los maniquíes femeninos les han colocado un velo negro, mientras que a los masculinos les han tapado con bolsas pegadas con unas grandes pegatinas rojas