La OTAN no contempla ningún "plan operativo"para intervenir ni en Mali ni en Siria

Estados Unidos acepta apoyar a Francia con aviones de transporte

Los jefes de Estado Mayor de la Defensa de los países de la OTAN no contemplan ningún tipo de "planificación operativa"para intervenir ni en Malí ni en Siria, según ha confirmado este jueves el presidente del Comité Militar de la Alianza Atlántica, general danés Knud Bartels.

"No ha habido una discusión como tal y no hay pensamientos de ningún tipo de planificación operativa en el lado de la OTAN sobre la situación en Mali", ha zanjado el general danés al frente de la máxima autoridad militar de la Alianza Atlántica, reunida este miércoles y jueves a nivel de JEMAD aliados en Bruselas en la rueda de prensa final.

"Los franceses están en conversaciones bilaterales con un número de países", ha precisado no obstante, sin entrar en detalles. "Por supuesto nos informaron sobre esto", ha recalcado. El Gobierno estadounidense ha aceptado apoyar a Francia en su intervención militar en Malí y dará respuesta a su solicitud de aviones de transporte para poder trasladar militares y equipos al país africano, según ha informado una fuente del Ejecutivo norteamericano.

La decisión de Washington, ampliamente esperada, llega después de que la administración que preside Barack Obama hiciera una revisión legal para determinar qué tipo de ayuda podía prestar a Francia, que el pasado viernes, 11 de enero, comenzó una operación militar para frenar el avance de los grupos islamistas que controlan el norte de Malí.

Canadá por su parte ya ha anunciado el envío de un avión de transporte C-17 para trasladar material a Bamako.

En el caso de los aliados europeos, países como Reino Unido, Dinamarca, Bélgica y Alemania se han comprometido a aportar apoyo de transporte logístico para la intervención en Malí, mientras que otros como Italia y España lo estudian.

El general danés ha explicado que los JEMAD aliados no han discutido el secuestro de decenas de occidentales en Argelia por un grupo escindido de Al Qaeda en el Magreb Islámico en una planta de tratamiento de gas en el este del país "como tal". Su colega francés sí les ha "informado sobre la situación en Malí y la intervención de las Fuerzas Armadas en Malí". "Esto no ha llevado a una discusión específica como tal", ha insistido.

En el caso de Siria, las autoridades militares aliadas "estamos supervisando la situación en Siria". "No hay planificación operativa relacionada con Siria", ha aseverado.

Estados Unidos, Alemania y Países Bajos han informado a su vez sobre los progresos del despliegue de las seis baterías de misiles Patriot acordadas el año pasado en apoyo de "la defensa de Turquía"ante el lanzamiento de proyectiles desde Siria. AFGANISTAN

Bartels ha insistido en que la prioridad operativa de la Alianza sigue siendo la misión en Afganistán, donde ve "necesidad de seguir centrados".

En todo caso, ha recordado que a "mediados de 2013"las fuerzas afganas asumirán "el liderazgo en las operaciones de combate en todo el país", momento en el que las fuerzas internacionales pasarán a un papel de más apoyo, algo que marcará un "hito"para la operación.

El general danés ha dicho ser "optimista"de que Estados Unidos y Kabul cierren un acuerdo sobre la permanencia de las tropas estadounidenses en Afganistán después de 2014, para lo que Washington exige inmunidad para sus tropas y ha reiterado el compromiso expresado por los máximos responsables de la Defensa en mantener una misión de entrenamiento, asesoramiento y apoyo a las fuerzas afganas

a partir de 2015.

"Soy optimista de que se encuentre una solución sobre esta cuestión y por tanto se abra (la oportunidad) para acordar el marco, digamos, para la misión posterior a 2014", ha recalcado, en alusión a la cuestión de la inmunidad. Los detalles de la misión se seguirán discutiendo "en las próximas semanas", por lo que ha descartado avanzar detalles de la misma.

"La responsabilidad de la seguridad en Afganistán estará en las manos de las fuerzas afganas después de 2014. Esto está bastante claro", ha recalcado, admitiendo que los máximos responsables de la Defensa aliados han mantenido una discusión "franca"sobre el alcance potencial de la misión como sobre los "nuevos desafíos"para la misma. Estados Unidos, Reino Unido y Australia han defendido en el pasado la necesidad de mantener fuerzas de combate para continuar con acciones antiterroristas más allá de 2014, algo que rechazan España y Alemania entre otros.

Los JEMAD aliados se han centrado en los últimos dos días en cómo avanzar en la puesta en marcha de reforma de la estructura militar de la OTAN pactada el año pasado, mantener las capacidades de defensa aliadas necesarias para hacer frente a los desafíos de seguridad emergentes a través de más colaboración en proyectos multinacionales contemplados de la iniciativa Defensa Inteligente, así como la interoperabilidad de las fuerzas armadas aliadas, a través en este caso de la iniciativa Conectando a las Fuerzas, centrada en la formación, incluido a distancia, el refuerzo de los efectivos y de la Fuerza de Reacción Rápida de la Alianza. También, han discutido con sus homólogos de países terceros, como los del Diálogo Mediterráneo, cómo avanzar en su cooperación bilateral.