Llorente atribuye a una «mente calenturienta» su imputación

VALENCIA- Manuel Llorente, ex presidente del Valencia, salió ayer satisfecho tras declarar como imputado en fase de instrucción por un presunto delito societario. Atribuyó a una «mente calenturienta» el origen de las acusaciones y aseguró que han actuado de mala fe.

Afirmó que tras su testimonio ha quedado demostrada la corrección de la ampliación de capital de 2009. Dijo que dejó claro ante el juez «muchas falsedades, mentiras y barbaridades» que se estaban vertiendo sobre la ampliación de capital y sobre su persona, algunas referentes a Voss Marketing, al traspaso de David Villa o a su salario.

También declararon como imputados, el entonces presidente de la Fundación Valencia CF, Társilo Piles, así como Javier Gómez, ex vicepresidente del club y José Luis Olivas, entonces presidente de Bancaja, que dio el préstamo de 75 millones de euros a la Fundación para comprar el paquete accionarial mayoritario.

En un auto, que se hizo público el 12 de noviembre de 2013, se reabrió el caso y se reclamó la investigación del uso del préstamo de 75 millones de euros otorgado a la Fundación del Valencia. La Audiencia Provincial de Valencia estimaba así el recurso de apelación interpuesto por un grupo de accionistas del club contra un auto dictado el 15 de julio del año pasado que no admitía a trámite la querella presentada contra los directivos y que archivaba la causa, ahora reabierta.

Los cuatro imputados se acogieron a su derecho a no responder a las preguntas de los querellantes, aunque sí lo hicieron a las del juez y el fiscal.