Actualidad

El radar más «multón» está en la M-30 y ha puesto 36.000 sanciones

Los dispositivos de Madrid llevan facturados en 2019 más de 6.500 euros la hora

Los dispositivos de Madrid llevan facturados en 2019 más de 6.500 euros la hora

Publicidad

Se encuentra en el kilómetro 19,06 de la M-30, regula una velocidad que no debe sobrepasar los 70 km/h y, de enero a junio de este año, ya ha provocado que se produzcan 35.779 multas valoradas en 3,6 millones de euros. Este cinemómetro sería el más activo de la ciudad de Madrid, según plasma en un informe Automovilistas Europeos Asociados (AEA).

En líneas generales, los radares controlados por la Policía Municipal formularon 252.625 denuncias por exceso de velocidad, lo que se traduce en 28,3 millones de euros, unos 6.500 euros cada hora, lo que supone un aumento del 4,6 % respecto al año anterior. Sin embargo, AEA señala que, con carácter general, los radares incrementaron de media su actividad un 28% después de las pasadas elecciones autonómicas y municipales de mayo: se pasó de 40.517 multas mensuales a 50.036.

El siguiente radar en el ranking también se encuentra en la M-30, en su caso en el punto kilométrico 4,150. En los primeros seis meses del año ha emitido un total de 22.5550 multas, con un coste para los sancionados de 2,3 millones de euros.

El tercero es el radar de tramo de la A-5. Un caso que AEA destaca en su informe, ya que las denuncias se han disparado un 142%. Ya ha notificado 21.432 multas, lo que ha supuesto sanciones por más de 1,8 millones de euros. Con todo, hay un incremento aún más llamativo: el dispositivo situado en el kilómetro 10,3 de la M-30, con una subida del 288%. Ha pasado de 1.143 denuncias mensuales a 4.438.

Publicidad

También son llamativos los datos con respecto al radar situado en el número 300 del Paseo de la Castellana: más de 2,2 millones de euros ha recaudado tras sumar 16.137 multas. Más alejado en sanciones, que no en montante económico, se encuentra el del 115 del Paseo de Santa María de la Cabeza: 12.820 multas con un coste de 2,3 millones.

En lo que respecta a las carreteras reguladas por la DGT, el estudio de la AEA señala al situado en el punto kilométrico 49,2 de la la AP-6, en los túneles de Guadarrama, como el más activo de los ubicados en la Comunidad de Madrid. Ya ha «cazado» a un total de 28.551 conductores. Curiosamente, el año pasado solo sancionó a alrededor de 4.500 personas.

Publicidad