Las ventas de coches de más de 15 años crecieron un 30% en septiembre

El miedo al contagio en el transporte público favorece la compra de vehículos más viejos y baratos para desplazarse en la ciudad. Aumenta también el pago al contado

Las ventas de coches de más de 15 años en el mercado de vehículos de ocasión en España durante el pasado mes de septiembre alcanzaron una cifra de 73.417 unidades, lo que supone un crecimiento del 30% y ya suponen el 35% del total de este mercado, según datos de la asociación de vendedores Ganvam. Madrid y Cataluña concentraron la cuarta parte de las ventas de coches VO de España.

Del estudio de las transacciones efectuadas en septiembre se desprende que los compradores de las regiones donde el coronavirus tiene más incidencia de contagios orientan sus preferencias hacia modelos de elevada antigüedad, que pueden pagar fácilmente al contado en un momento en el que la desconfianza hacia los transportes colectivos les lleva a buscar soluciones de movilidad individuales. En concreto, en Cataluña las ventas de usados de más de 15 años crecieron un 38% durante el pasado mes hasta alcanzar las 10.627 unidades. En Madrid aumentaron un 25%, con un total de 6.711 unidades. Y en Navarra, donde también sufren una elevada velocidad de propagación del virus, las ventas de usados de más de 15 años un 44,6% durante el pasado mes.

Los vehículos usados de entre 10 y 15 años, aunque siguen representando una de cada cuatro ventas, apenas subieron un 6,7%, con un total de 48.226 unidades en septiembre, como consecuencia del desplazamiento de la demanda hacia modelos todavía más antiguos y de menor precio. Los usados de entre tres y cinco años fueron los protagonistas en el mes pasado con una subida del 44,9%, representando una de cada diez compras. Le siguieron los seminuevos de entre 1 y 3 años que, con un total de 26.284 unidades, crecieron casi un 42%.

En opinión de los profesionales, los coches de menos de cinco años, por su relación calidad/precio, son el instrumento adecuado para el rejuvenecimiento del parque y eliminar de la circulación los modelos más antiguos y contaminantes. Por ello defienden su inclusión en las estrategias de incentivo al achatarramiento aprovechando los fondos de reconstrucción europeos. Según su experiencia, para empezar a frenar el envejecimiento del parque habría que achatarrar como mínimo 400.000 unidades más al año, por lo que servirían las ventas de usados de menos de cinco años, que ya han registrado cerca de 440.000 unidades vendidas este año.

En total, el mes de septiembre registró 208.876 unidades de O vendidas, lo que supone un aumento del 20% durante el pasado mes de septiembre. El acumulado muestra que el mercado de ocasión recorta su caída al 15,4%, superando los 1,3 millones de unidades vendidas, siendo precisamente los vehículos de entre tres y cinco años, procedentes de flotas en su mayoría, los únicos que marcan signo positivo hasta septiembre (+0,4%), con un total de 141.956 unidades, superando el bache del parón comercial derivado del confinamiento. Por tipo de combustible, el mercado de usados se inclina por los motores diésel, que representan seis de cada diez operaciones. Los de gasolina, por su parte, registraron un descenso del 10,5%, con más de 519.000 unidades vendidas. Los eléctricos, que suponen el 0,2% del mercado, mantienen su tendencia alcista como consecuencia, principalmente, de la renovación de las flotas de “carsharing”. De esta forma, registraron hasta septiembre un total de 2.701 operaciones, lo que supone un aumento del 41,9%.