¿Qué ha llevado a Estonia a ser el país revelación de PISA?

Ocupa el primer puesto entre los países de la OCDE en Ciencias y Matemáticas

Estonia, se ha convertido en el país revelación de PISA 2018, con el primer puesto entre los países de la OCDE en Ciencias (530 puntos) y el tercero en matemáticas (sólo superado por Japón y Corea). A partir del Informe Education Policy Outlook de la OCDE se pueden resumir las principales medidas políticas que están en la base de tan extraordinarios resultados:

  • Autonomía de los centros educativos combinada con rendición de cuentas: los centros educativos de Estonia tienen altos niveles de autonomía sobre el plan de estudios en comparación con el promedio de la OCDE: el 95,6% de los directores de Estonia señalaron en ediciones anteriores de PISA que los centros educativos tienen autonomía primaria sobre el plan de estudios cuando el promedio de la OCDE es del 73,4%.
  • Una profesión docente más valorada por la sociedad. Un porcentaje más alto de profesores de Estonia que en el conjunto de la OCDE (aunque no mayoritario) sienten que la sociedad valora su trabajo y dedicación. Se ha introducido también por parte de Estonia una estructura profesional basada en estándares profesionales, vinculados a la práctica docente y la adquisición de competencias tanto para docentes de educación general (cuatro niveles) como para docentes de formación profesional (tres niveles). La OCDE ha elogiado la nueva estructura por la mejora que ha supuesto con respecto al sistema de acreditación docente anterior, que era muy complejo.
  • Evaluación enfocada a la mejora educativa: los directores de los centros educativos en Estonia realizan evaluaciones de sus propios institutos (el 99,8%) en comparación con el 93.2% en promedio de la OCDE. Además, la mayoría de los directores de Estonia (90.8%) y profesores (89,7% por el 66,1%) se somete a evaluaciones externas, muy por encima del promedio de la OCDE de 74,6% y 66,1%. Estonia ha implementado la evaluación externa para enfatizar el papel analítico y hacer un mayor uso de las bases de datos nacionales para informar a la comunidad educativa y proporcionar retroalimentación a las escuelas sobre su desempeño La evaluación interna y los planes de acción acordados a nivel de centro también son elementos centrales de la evaluación con el ministerio de educación brindando asesoramiento para las revisiones internas del desempeño.
  • El gasto anual por estudiante en Estonia se encuentra por debajo de la media de la OCDE tanto en Primaria como en Secundaria. De hecho, el gasto desde educación primaria a terciaria fue en 2015 del 4,7%, por debajo del promedio de la OCDE del 5%.
  • Estonia ha realizado desde 2015 un importante esfuerzo en incrementar la red de centros en Secundaria superior (los estudios de Bachillerato y FP de Grado Medio). La apuesta por incrementar la oferta educativa de Secundaria superior por parte de Estonia parece haber sido un gran acierto. De una parte, incrementa las expectativas de los estudiantes que aún se encuentran en Secundaria obligatoria de continuar sus estudios y les motiva para realizar un mayor esfuerzo en su curso actual. Por otra parte, el nivel educativo de Bachillerato o FP Media es ya el mínimo requerido para poder afrontar con garantías la inserción en un mercado laboral cada vez más influido por la tecnología y los procesos de automatización.