Barcelona y Lleida entran en la fase 3

Illa da luz verde a la propuesta de la Generalitat, que recuperará sus ansiadas competencias

El Ministerio de Sanidad ha avalado lo que era más que predecible. La propuesta de la conselleria de Salud t para que las regiones sanitarias de Barcelona y Lleida avancen a la fase 3 del plan de desescalada por coronavirus a partir de este jueves 18 de junio.

Así, todas las regiones sanitarias de Cataluña estarán en fase 3, han confirmado fuentes del departamento. La consellera de Salud, Alba Vergés, ya se había mostrado partidaria de que tanto Barcelona como Lleida estuvieran apenas horas o pocos días aún en la fase 2 de la desescalada. El president de la Generalitat, Quim Torra, se mostró partidario de la misma idea en la reunión telemática con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el domingo.

Uno de los motivos para querer entrar en en esta nueva fase de la desescalada es la recuperación de competencias. La Generalitat lleva desde el inicio del estado de alarma, hace tres meses, criticando prácticamente cualquier decisión del Gobierno sobre la pandemia -especialmente Torra y el conseller de Interior, Miquel Buch-, y quejándose de lo que ha sido, a su juicio, una “centralización del mando” sobre la pandemia, confinamiento y desconfinamiento por parte del Gobierno. Con la fase 3, la Generalitat entiende que recupera el mando sobre todo el territorio catalán.

También se quiere evitar otro fin de semana a medio gas para la economía catalana y una mayor fluidez de tráfico de cara a la celebración de la verbena de Sant Joan, la noche del martes.

El avance de Lleida y Barcelona --integrada por la capital catalana, las regiones Metropolitana Norte y Sur, y las áreas de gestión asistencial Penedès y el Garraf-- estaba sujeto a la evolución de la pandemia.

El lunes se celebró una reunión del Pla Territorial de Protecció Civil de Catalunya (Procicat), en la que se aprobó que toda la comunidad autónoma avance a la fase de 3, coincidiendo con el cambio de escenario en la desescalada de las áreas sanitarias de Girona y Catalunya Central. Salud le comunicó la propuesta al Ministerio, que ha dado el visto bueno.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ya había avanzado que “se dan las condiciones” para que Lleida y Barcelona y su área metropolitana pasasen ya a la última etapa del desconfinamiento, pero faltaba una reunión con Vergés para formalizar la decisión. “Creo que las cosas en Cataluña se han hecho correctamente. Ha habido una actitud de prudencia, que yo comparto”, ha destacado el ministro en una entrevista a TV3.