Deportes

Drama en la Volta: Colbrelli, segundo en la primera etapa, trasladado a un hospital con problemas cardíacos

El italiano, que llegó a la carrera con una fuerte bronquitis, se desplomó tras cruzar la línea de meta

El australiano Michael Matthews (BikeExchange) es el primer líder de la Volta a Catalunya
El australiano Michael Matthews (BikeExchange) es el primer líder de la Volta a Catalunya FOTO: VOLTA A CATALUNYA VOLTA A CATALUNYA

El italiano Sonny Colbrelli, segundo clasificado en la primera etapa de la Volta a Catalunya con final en Sant Feliu de Guíxols, tuvo que recibir un masaje cardíaco al cruzar la línea de meta y fue trasladado a un hospital, según fuentes de la organización. Colbrelli se desvaneció tras realizar un intenso esprint en subida con el australiano Michael Matthews, el vencedor de la etapa. Rápidamente fue atendido por las asistencias médicas y trasladado en ambulancia. El ciclista, de 31 años, del equipo Bahrain Victorious, llegó a la Volta arrastrando una fuerte bronquitis.

Michael Matthews (Team BikeExchange-Jayco) se impuso al esprint en la primera etapa de la Volta a Catalunya, de 171,2 kilómetros con salida y llegada en Sant Feliu de Guíxols (Girona), después de una intensa jornada con tres puertos de tercera categoría que estuvo marcada por el fuerte viento y la lluvia en algunos tramos y en la que se rodó a un ritmo endiablado.

Ninguno de los favoritos para la general cedió tiempo, aunque el ecuatoriano Richard Carapaz (INEOS) sufrió una caída sin consecuencias de la que se recuperó hasta el punto de ocupar las primeras posiciones en el último kilómetro.

Matthews, que el sábado fue cuarto en la Milán-San Remo, pudo reeditar su triunfo de etapa en Sant Feliu de Guíxols del 2019. Durante el recorrido, el australiano ya formó parte de un grupo de 24 corredores en el que se colaron algunos grandes nombres gracias al viento que acompañó toda la etapa y que puso en apuros al pelotón.

La primera escapada de esta Volta la protagonizó el neerlandés Alex Molenaar (Burgos-BH), que lo intentó en solitario en el primer puerto de la jornada, el Alto de Santa Pellaia, de tercera categoría, y consiguió coronarlo con una mínima ventaja respecto el pelotón, que lo neutralizó poco después.

El alto ritmo de carrera ya no paró en el descenso del puerto, sinuoso y húmedo a causa del mal tiempo, y el pelotón se fraccionó en dos grupos. Del primero salió una escapada formada por seis ciclistas, entre ellos los españoles Carlos Canal (Euskaltel Euskadi), Antonio Jesús Soto (Euskaltel Euskadi) y Raúl García (Kern Pharma), y el ecuatoriano Jonathan Caicedo (EF Education-Easy Post).

Pero el viento impidió que el pelotón se tranquilizara y un grupo de 19 ciclistas, entre los que estuvieron los siete integrantes del Team BikeExchange-Jayco, incluido su líder Simon Yates, se distanció del gran grupo. Esto provocó que saltaran las alarmas en los equipos de sus rivales para la general y acabaran la aventura a falta de 50 kilómetros.

Acto seguido, volvieron a intentarlo Jonathan Caicedo y Alexander Molenaar, a los que se unieron Théo Delacroix (Intermarché Wanty), Bruno Armirail (Groupama-FDJ), Jonas Hvideberg (Team DSM) y Pieter Serry (Quick-Step). Lograron abrir una diferencia superior al minuto, pero el pelotón no aflojó en ningún momento y el grupo de escapados se fue reduciendo hasta ser neutralizado. Ya no hubo tiempo para ninguna otra aventura y la llegada, ligeramente en subida, fue territorio para los esprínters. Matthews y Colbrelli esprintaron a la par, uno en cada lado de la carretera, pero en los últimos metros el australiano aguantó mejor el esfuerzo y se llevó el triunfo.

La segunda etapa, que se disputará este martes, unirá las localidades de l’Escala, que se estrena como punto de salida de la Volta, y Perpiñán, a la que la prueba volverá 67 años después de la última vez. En los 202,4 kilómetros del recorrido habrá tres puertos de tercera categoría y se espera que el viento vuelva a ser protagonista.