La ex presidenta de la CNMV avala la información que ofreció el Popular para ampliar capital

Elvira Rodríguez asegura al juez que era el Banco de España el que debía examinar la situación de solvencia de la entidad

La ex presidenta de la CNMV Elvira Rodríguez, a su llegada a la Audiencia Nacional para declarar como testigo por la resolución del Banco PopularFERNANDO VILLAREFE

La ex presidenta de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) Elvira Rodríguez ha avalado en la Audiencia Nacional el folleto informativo con el que el Banco Popular afrontó en mayo de 2016 una ampliación de capital de 2.505 millones para intentar sanear sus cuentas. En su declaración como testigo ante el juez José Luis Calama -que investiga las irregularidades contables que llevaron a la resolución la entidad que entonces presidía Ángel Ron-, la ex ministra y actual diputada del PP ha recordado, según fuentes jurídicas, que la CNMV instó incluso al banco a incluir en ese folleto la “advertencia” de que ante la posibilidad de que se produjeran “una serie de incertidumbres”, el Popular se viese obligado a provisionar otros 4.700 millones de euros ese mismo año. Una inyección de capital que debería afrontarse, en su caso, con cargo al reparto de dividendos o recurriendo a la venta de activos.

Rodríguez -que presidió el organismo supervisor entre octubre de 2012 y octubre de 2016- ha insistido en que la CNMV se limitó a constatar que el folleto reuniese la suficiente información para los inversores y precisó que era al Banco de España al que correspondía evaluar la situación de solvencia de la entidad. Eso sí, ha añadido que la institución que presidía solicitó un informe a la consultora KPMG para que determinara si esas hipotéticas “incertidumbres” que obligaban a una ampliación de capital de 4.700 millones tenía que incluirse en las cuentas de 2015 que el banco presentaba a los inversores como información de la situación financiera del Popular. Sin embargo, el informe concluyó que si esas situaciones de riesgo se producían efectivamente en 2016, la provisión debería incluirse en las cuentas de ese ejercicio.

La CNMV también se encargó de supervisar, según ha explicado la ex ministra, que el Banco Popular no llevara a cabo la ampliación de capital de 2.505 millones a costa de “clientes cautivos”, forzando a suscribirla a clientes del banco con hipoteca o créditos pendientes.

Según fuentes presentes en la declaración, que se ha prolongado durante casi dos horas, la ex presidenta del organismo supervisor no ha precisado si el visto bueno al folleto del Popular lo dio el Consejo o el Comité Ejecutivo de la CNMV.

El ex gobernador del Banco de España Luis María Linde declarará en esta misma causa, también como testigo, el próximo día 11 y el actual presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, Sebastián Albella, lo hará una semana después, el día 18. El 2 de abril declarará el ex ministro de Economía Luis de Guindos, en su caso a través de videoconferencia. La presidenta del Banco Santander, Ana Patricia Botín, testificará el 28 de mayo y el presidente del Popular comparecerá ante el juez el 4 de junio.