Los precios ralentizan su subida en junio hasta el 2,6% en un año

El IPC baja una décima por las gasolinas. Subió un 0,4% en junio en relación al mes anterior

Los carburantes siguen elevando el IPC
Los carburantes siguen elevando el IPCA. Pérez Meca Europa Press

El Índice de Precios al Consumo (IPC) aumentó en junio un 2,6% respecto al mismo mes de 2020. En caso de confirmarse este dato a mediados de julio, este aumento supondría una disminución de una décima respecto al alza interanual del 2,7% que se registró en mayo y que fue la más alta en casi cuatro años, desde el 3% que se registró en febrero de 2017. Respecto al mes anterior subió un 0,4% en junio, una décima por debajo de la de mayo.

En el comportamiento del IPC de junio destacan los carburantes y combustibles, cuyos precios aumentan menos que en junio del año pasado. El IPC interanual encadena su sexta tasa positiva consecutiva y continúa en sus niveles más altos desde 2017, según los datos avanzados publicados este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Por su parte, la tasa de variación anual estimada de la inflación subyacente (índice general sin alimentos no elaborados ni productos energéticos) se mantiene en el +0,2%, con lo que se sitúa casi dos puntos y medio por debajo de la del IPC general. La tasa de variación anual estimada del IPCA (Índice de Precios de Consumo Armonizado) se sitúa en el +2,4%, la misma que la registrada el mes anterior. Por su parte, la variación mensual estimada del IPCA es del 0,4%.

Según Estadística, a la moderación del IPC hasta el 2,6% contribuyeron principalmente los carburantes y combustibles, cuyos precios aumentaron en junio menos de lo que lo hicieron en igual mes de 2020. De confirmarse este dato el próximo 14 de julio, los precios apuntarían a un cambio de tendencia con respecto a la aceleración registrada en los últimos meses -tras permanecer congelados en febrero, subieron un 1,3% en