El confinamiento empieza a cansar

41,7% votantes de Unidas Podemos cree hay abuso desde el poder durante el estado de alarma

Día 53 en la capital del estado de alarma por la crisis del Covid-19
Los pies de unos niños se asoman por su balcón durante un del estado de alarma por la crisis del Covid-19Marta Fernández Jara Europa Press

El 61.8% de los españoles apoya otra prórroga del estado de alarma, frente a un 32,5% que lo rechaza. La lectura que debemos hacer es que el confinamiento que comporta este estado excepcional es una garantía para la ciudadanía. La protección que ofrece el hogar es preferido a libertad de movimientos. Tiene su lógica ante la falta de credibilidad de los datos oficiales en cuanto a contagiados y fallecidos. A lo que hay que unir la falta de un tratamiento antiviral y especialmente el no contar con la vacuna. Por lo que hay una mayoría de la población que, por temor o responsabilidad prefiere prorrogar unas fechas más la estancia en casa.

Aunque los electorados de izquierda son los que más apoyan la prórroga de un mes que pretende el gobierno de coalición PSOE-UP, un 79,8% en el caso de los votantes socialistas y un 70,8% entre el electorado de Unidas Podemos, no es menos cierto que entre el electorado del Partido Popular, el 41,0% secunda el estado de alarma, no para blindar la cuestionada gestión gubernamental de las crisis sanitaria y económica, sino porque se relaciona en la calle estado de alarma con confinamiento preventivo para protegernos de la infección. Pero el 54,1% de los populares se muestran contrarios.Mientras que la mayoría de la población crea que el estado de alarma es el único medio de garantizar el control de los contagios, habrá simpatía ante esta medida tan excepcional.

Por lo tanto es labor de la oposición convencer a la ciudadanía que con otros instrumentos coercitivos en el arsenal del Estado, podría ser compatible el confinamiento, ya en su fase final, con otra figura legal distinta a los estados de alarma, sitio y excepción, que permitan una desescalada controlada y la reactivación de la economía, así como retomar el control sobre el ejecutivo.

El 55,9% considera que el estado de alarma sigue siendo necesario, acercándose al 80% entre los votantes del PSOE y al 67% entre los de Unidas Podemos. Sin embargo entre los electores de las derechas hay mayoría que considera que ya no sería necesario.Tras nueve semanas de estado de alarma, la ciudadanía comienza a replantearse la conveniencia de su prórroga, obviamente un corto periodo de una o dos semanas sería bien recibido, pero no más tiempo. Los españoles, que sí han apoyado mayoritariamente el confinamiento hasta ahora, consideran en un 45,4% que sería excesivo prolongarlo un mes más. Los electorados de tres de los cuatro grandes partidos, rechazan un mes más de prórroga; Son mayoritarios en Vox, PP y también en Unidas Podemos. Secundarían la prórroga extraordinaria de un mes solo el 37,4% de los españoles. Los únicos votantes que mayoritariamente apoyarían cuatro semanas más de excepcionalidad son el 56,2% de los votantes del PSOE.

El 46,9% de la población afirma que el Gobierno ha abusado del estado de alarma, frente al 43,0% que manifiesta lo contrario. Por electorados los que consideran en mayor proporción que ha habido abuso desde el poder, son los votantes del PP y VOX.

Mientras que los que con mayor contundencia rechazan que se haya abusado son los votantes del PSOE, ya que el 65,2% lo niega. Curiosa en la postura del electorado del socio de Sánchez, los votantes de Unidas Podemos se muestran muy divididos; el 41,7% opinan que se ha abusado, frente al 45,8% que sostiene lo contrario.