90 “menas” intentan colarse en el ferry Melilla-Málaga

La Guardia Civil reaccionó a tiempo y ordenó subir la rampa de acceso

Unos 90 “menas” (menores no acompañados) han intentado entrar por la fuerza en un ferry que comunica lMelilla con Málaga. Los menores, que procedían en su mayoría de la plaza de toros, actuaban, en contra de lo que ha ocurrido en otras ocasiones, de una forma organizada con el fin de eludir la vigilancia de la Guardia Civil.

Según fuentes de la investigación consultadas por LA RAZÓN, todo parece indicar que existe algín tipo de mafia o grupo de otro signo detrás de la actuación de los “menas”, asunto que está siendo objeto de las correspondientes pesquisas.

Al apercibirse de la presencia de los menores, los agentes ordenaron a los responsables del barco que subieran las rampas de acceso, con lo que se evitó su entrada y que se escondieran en el interior del buque.

Hubo momentos en que los menas empujaron a los guardias civiles y personal del barco para lograr su objetivo.

El objetivo de los “menas" cuando llegan a Melilla es pasar a la península. Su estancia en la Ciudad Autónoma, que constituye un problema, pretende ser temporal. En la actualidad, hay un millar de menores no acompañados en la Ciudad Autónoma, algunos de ellos en centros de acogida, como el de la Purísima, el habilitado de la Plaza de Toros e incluso en cabañas en la zona de Rostrogordo,.