Claudia, la mano que mece la cuna de Manolo Santana, el exmarido de Mila Ximénez

La mujer del tenista siempre ha sido cuestionada por su matrimonio.

Claudia Rodríguez y Manolo Santana en un evento deportivo
Claudia Rodríguez y Manolo Santana en un evento deportivoGtres

Manolo Santana no da un solo paso sin que lo sepa su mujer Claudia Rodríguez. Dicen que es la mano que mece la cuna en la vida del veterano tenista, en lo bueno y en lo malo, en la alegría y la adversidad. Esta colombiana es lista, muy lista, y está al tanto de los sentimientos y el patrimonio de su marido con firmeza y decisión. Y Manolo se deja y querer.

Claudia Rodríguez,  mujer de Manolo Santana
Claudia Rodríguez, mujer de Manolo SantanaJesus BrionesGTRES

Pero a Claudia no le gusta que se publique que su pareja necesita de sus cuidados. Parece ignorar, a sabiendas, que ya le cuesta valerse por sí mismo. Repite a quien quiera escucharla que su esposo goza de muy buena salud y que hasta no hace mucho todavía jugaba al tenis en su club de Marbella. Las imágenes demuestran que no es tan halagüeña la situación, que Manolo sufre los rigores de la edad y que a sus ochenta y dos años ya no se puede ser tan ágil como antaño.

La sudamericana y el deportista comenzaron a salir en el 2003 y se casaron, precio cobro de una jugosa exclusiva, diez años más tarde. Las malas lenguas aseguran que esta mujer de tez morena domina a Santana a su antojo, algo que ella procura desmentir en cuanto puede.

La periodista Mila Ximénez y el tenista Manolo Santana con su hija Alba
Santana
La periodista Mila Ximénez y el tenista Manolo Santana con su hija Alba SantanaKorpa©KORPA

Mila Ximénez, ex del tenista fallecida esta semana, nunca fue santo de su devoción, es más, la consideraba “una mujer que solamente busca hacerme daño”, y quizá por ello no se ha querido enterar del triste adiós de la sevillana. Cuando un compañero de La Razón intentó hablar con ella el día anterior a la muerte de Mila, le colgó el teléfono en cuanto se le hizo la primera pregunta sobre Manolo. Drástica e irrespetuosa. Ni un simple adiós. La callada por respuesta y el silencio absoluto. La. misma actitud de Manolo Santana, a pesar de que él y Mila compartieron amor varios años y tuvieron una hija en común, Alba, que hoy llora desconsolada tras perder a su madre. Los desafueros del pasado tendrían que ha haberse aparcado en estos momentos tan dramáticos.